Borrar
Monasterio de El Zarzoso. CASAMAR
Colecta para mantener en pie el monasterio de El Zarzoso

Colecta para mantener en pie el monasterio de El Zarzoso

Las religiosas de El Zarzoso promueven una recaudación para hacer frente a diversas reparaciones de urgencias

S. Dorado

El Cabaco

Lunes, 15 de enero 2024, 06:00

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El invierno no resulta fácil para las religiosas del monasterio de Porta Coeli, conocido como El Zarzoso. Enclavado en lo más alto del paisaje serrano que envuelve a la localidad de El Cabaco , este imponente lugar carece de calefacción, pero también adolece de otras muchas comodidades. «Hay muchas cosas que necesitan reparación», subraya la madre abadesa, Magdalena Hernández.

Tanto es así que las nueve monjas que lo habitan muestran en la capilla del monasterio unos folletos para informar de los problemas más acuciantes, que tratan de resolver a través de una colecta. «Por un invierno sin goteras y unos muros que aguanten», reza el panfleto, que llega a pocos debido a la escasez de visitas, precisamente por estar en un monasterio remoto.

«Se han hecho obras de urgencia, pero es necesario algo en profundidad», indica la superiora, quien confía en que, con la inminente declaración de BIC de este majestuoso monasterio, se realicen actuaciones más completas con el fin de proteger tan rico patrimonio. La factura de las actuaciones de urgencia asciende a 32.138,37 euros. «Recientemente hemos tenido goteras y se han abierto muros de carga, con peligro de desplome», explican. «El invierno es duro, frío y lluvioso». Y lo es aún más si el agua penetra a través del tejado y si la única fuente de calor es, además del amor divino, una estufa en la capilla.

Se han realizado labores de reparación y refuerzo en los tejados, con tensores en los muros afectados. «Para pagar la factura necesitamos su ayuda», suplican en su folleto informativo, que adjunta además fotos de los desperfectos y de las obras en los exteriores de los muros, con grúas. Quien desee hacer un donativo puede hacerlo en un número de cuenta de la Diócesis, y con el concepto «por un invierno sin goteras y unos muros que aguanten», que es el título de este proyecto, en el que no solo se hace hincapié en la calidad de vida, sino en la importancia de mantener un edificio a punto de alcanzar el título de Bien de Interés Cultural. Tampoco es fácil el invierno económicamente, ya que, al contrario de otras congregaciones, estas religiosas no perciben a penas ventas durante las fiestas navideñas, que habitualmente disparan el ritmo de trabajo en el obrador. No es así entre estas Franciscanas de la Tercera Orden. «Nadie viene hasta aquí, está muy retirado». El frío lo gestionan como pueden: «Estamos acostumbradas ya, y procuramos ir siempre muy abrigadas».

Hace poco abrieron sus puertas a una representación belenística, y las temperaturas invitaron a todos los asistentes a abrigarse, incluidas ellas, que tienen por costumbre llevar un abrigo plumífero por encima del hábito. «Para nosotras es una época de hacer mayor sacrificio, y sobre todo, de intensificar la oración».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios