20 septiembre 2020
  • Hola

20 jóvenes multados por celebrar una fiesta y negarse a abandonar la vivienda en Béjar

Los vecinos alertaron a la Policía Local, que aguardó durante cinco horas a que salieran | Recibirán sanciones económicas por ruidos y por desobediencia a la autoridad (300-600 €)

Béjar /
13 ago 2020 / 22:16 H.

Una veintena de jóvenes fueron multados en Béjar durante el pasado fin de semana por la celebración de una fiesta de madrugada en la calle Solano de la ciudad, en una zona del casco histórico en la que existen varias peñas de adolescentes. Según ha podido saber LA GACETA, los vecinos fueron los encargados de alertar a la Policía Local debido al excesivo ruido que salía de la peña, principalmente música y voces. Testigos presenciales afirman que dos agentes del cuerpo municipal acudieron al número 16 de la calle Solano pero no pudieron acceder al interior por tratarse de una vivienda en lugar de ser un local ya que la peña se ubica en un edificio, es decir, no está a pie de calle. La Policía pidió a los presentes que desalojaran el inmueble a lo que se negaron haciendo caso omiso a la orden de los agentes.

En vista de la respuesta, los agentes permanecieron durante cinco horas, entre las 7 y las 12 de la mañana, en la calle aguardando a que los jóvenes presentes en la fiesta salieran de la peña, que buscaron sin éxito formas de escapar ante la presencia policial. En un primer momento, el grupo se negó a abandonar la vivienda aunque, después, los jóvenes fueron saliendo de forma escalonada durante esas cinco horas y, una vez en la calle, la Policía Local les tomó nota de la identidad para imponerles las correspondientes sanciones económicas. Serán principalmente dos por persona: una por molestar a los vecinos con música alta de madrugada, que dependerá de lo que decida el Ayuntamiento, y otra más por desobediencia a la autoridad por negarse a abandonar el inmueble, entre 300 y 600 euros.

Los jóvenes llevaban mascarillas en el momento de abandonar la peña aunque se desconoce si las usaron en el interior del local mientras disfrutaban de la fiesta celebrada en la calle Solano. En cualquier caso, no se han producido multas en este sentido porque sí las usaron una vez en la vía pública.

No es el único caso en la provincia de Salamanca ya que la Policía Local de Peñaranda tramitó el pasado fin de semana las dos primeras multas a sendas peñas por excederse de los horarios permitidos y fijados por la Junta de Castilla y León como medidas de restricción para evitar rebrotes de coronavirus en la Región.

PALABRAS CLAVE