26 febrero 2021
  • Hola

Un hospital solidario sin mácula

    Me da pena que los profesionales del Hospital de Salamanca vayan a quedar como los malos de esta película por expresar que no están de acuerdo en cómo se ha gestionado la puesta en marcha del nuevo Hospital Rondilla de Valladolid.

    Sobre todo me da rabia que en torno a Salamanca circule siempre el tópico del supuesto complejo de inferioridad respecto a Valladolid. Cada vez que la provincia protesta por lo que considera un agravio respecto a Pucela nunca falta alguien para responder con un “quitaos la boina”. Ya sucedió con Caja Duero y, en cierto modo, les funcionó. Por aquello de no parecer provincianos hay muchos que se callan, no se defienden y se dejan hacer.

    Hoy no puedo por menos que salir en defensa de los profesionales del Hospital de Salamanca. Su solidaridad está fuera de toda duda, pero eso no depende de comulgar o no con la idea del edificio Rondilla. Lo demuestra, por ejemplo, el hecho de que desde 2015 a 2019 Salamanca haya asumido la atención de 45.000 enfermos de otras provincias, mientras que sólo tuvo que derivar a 1.500 pacientes ‘propios’ a otros hospitales. Lo hizo, además, siendo el Complejo de toda Castilla y León que menos se apoyó en la sanidad privada.

    Asumen todo lo que pueden y lo hacen con orgullo, porque son centro de referencia regional y nacional de muchos servicios. Por eso, cuando desde Salamanca se dice que “no es el mejor momento”, creo que se han ganado el crédito como para escucharles y pararse a pensar que a lo mejor son ellos los que tienen razón en lugar de llevarse las manos a la cabeza o empezar con la cantinela de ‘los boinas’ y ‘los paletos’.

    Desde Sacyl se ha repetido en los últimos días el ejemplo de los cardiólogos salmantinos que se marcharon a ayudar a Soria durante la primera ola. No me parece lo mismo. Aquello fue durante un mes en el que buena parte de la actividad del Hospital estaba suspendida. Si uno de los mejores profesionales que tiene el CAUSA como es Pedro Luis Sánchez decidió viajar a Soria para ofrecer su ayuda fue, sin lugar a dudas, porque tenía la certeza de que en Salamanca su parcela no iba a quedar descubierta. No es el caso actual de Medicina Interna.

    Sin ir más lejos, desde hace semanas la UCI del Hospital de Salamanca viene recibiendo enfermos críticos de Medina del Campo o de Valladolid y es lo lógico. Nadie va a pedir una medalla.

    Estoy convencido de que tan pronto como la situación mejore en las plantas de hospitalización de Salamanca -ojalá siga la tendencia- no habrá problemas para ayudar allá donde estén con el agua al cuello. Hasta que llegue ese momento los desplazamientos de médicos tendrán que ser forzosos, pero aún así podrán tener conciencia la tienen muy tranquila. Saben mejor que nadie lo que han hecho desde marzo: lo que han hecho por Salamanca, lo que Salamanca ha hecho por otras provincias y lo que otras provincias han hecho -o han dejado de hacer- por Salamanca cuando fue la zona más castigada de la primera ola.

    Mi opinión es que esta polémica habría tenido mucho menos recorrido si se hubiera ido con la verdad por delante. Que desde la Consejería hubieran dicho nos vamos a llevar sí o sí a un médico de Medicina Interna de Salamanca al edificio Rondilla de Valladolid porque creemos firmemente en el trabajo en red, porque Valladolid está en el punto más equidistante con el resto de provincias y porque para bien o para mal las decisiones las tomamos nosotros. Más o menos lo que ayer hizo Francisco Igea, que es muy bueno a la hora de razonar y presentar argumentos irrefutables.

    De este modo en vez de tener dos motivos para enfadarse -la decisión y la mentira de los voluntarios- ya solo habría uno: la decisión. A partir de ahí todo es discutible. Incluso esto.

    El Hospital de Salamanca ya hizo algo parecido con el Hospital Virgen del Castañar. Necesitaba médicos urgentemente y los desplazó desde Béjar hasta la capital. ¿Fue voluntario? No. ¿Gustó en Béjar? No. Ahí están las pancartas de protesta que se han lucido durante la Vuelta a España. ¿Se intentaron poner paños calientes? No. Se fue con la verdad por delante y dolió menos.

    Recupera variable LOGO:
    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png