26 mayo 2022
  • Hola

Macarena y Paco ‘el maltratador’

29 ene 2022 / 03:00 H.

    NO pudo llevar el tractor. Tiene uno viejo pero es que no le hace falta más. Mientras funcione... Lo suyo son las ovejas y no le parecía bien dejarlas solas. Podría porque tiene cercados y naves para encerrarlas pero no se siente bien si las priva de la caminata diaria por el campo. Los días son ahora muy cortos, a las seis y media ya es de noche, y Paco quiere mantenerlas con la rutina de prados verdes, bastante más verdes que Garzón y sus amigos. ¿Le van a decir ellos que él no cuida bien a sus animales? ¿Justo a Paco, que cuando paren sus ovejas no encuentra horas para estar con ellas?

    Paco sabe que la oveja es un animal sintiente. Conoce a todas, las llama por su nombre y las protege porque sufre si les pasa algo. ¿Va a decirle a él Teresa Ribera que está bien que el lobo le mate a su oveja para comer, a esa que crió desde chiquitita? ¿Va a decirle que encima esté tranquilo, que se la pagará? No hay dinero que le libre del drama de ver a su oveja desgarrada, que le borre esa imagen de la mente. Ni ese nudo en el estómago de cada madrugada cuando sabe que el lobo acecha. Hasta que no ve que todas sus ovejas están bien, no le llega el aire. Pero Paco está convencido de que también las lechugas sienten cuando la arranca de la tierra, dice que si las cuida con mimo están más bonitas y crecen más y quizás por eso no comprende como a él le llaman maltratador por ser carnívoro y al vegano, no.

    Paco es un hombre de pueblo. Qué sabe él. Él entiende de amaneceres, de frío, de sabañones en las manos, de sujetar la cayada, de calarse el gorro de lana para salir de madrugada. Qué sabe él, hombre llano, comparado con los ilustrados de la ciudad. Qué sabe él si su vida es ordeñar. Qué entiende él, sin tiempo para las ‘tonterías progres’. Ahora le dicen que roba la leche a las ovejas, que maltrata a los animales, que no tiene higiene. En un cuarto tiene archivados, como le obliga la Ley, todo tipo de facturas de alimentos y pienso que le ha dado a sus ovejas en los últimos 4 años. Y luego le vienen con chorradas. A él, fiscalizado. A él, que necesita un gestor para tanto papeleo, para demostrar cada día que sus ovejas viven como reinas. Para afrontar una inspección tras otra y tantas veces sintiéndose injustamente perseguido.

    Pero Garzón es un inculto y sus amigos, unos ‘ecolojetas’ que cantan el ‘vamos a contar mentiras tralará’. Hacinada está una familia de 5 en su piso de 40 metros porque al precio al que está la luz no pueden alquilar un piso mayor.

    Me declaro pacifista. ‘No a la guerra’. Como Iglesias, como el 99% de los españoles, pero también consciente de los compromisos que adquirimos con alianzas como la OTAN. Me declaro contraria al maltrato animal, como Paco. Pero a mí no me roban mi sueldo los lobos, ni me llaman maltratadora porque no tengo ovejas, ni me acusan de robar la leche. Y no tengo que aguantar que mientan y me acusen encima de hacinar animales. Me declaro defensora de la pobre oveja a la que se comerá el lobo entre el aplauso de estos verdes que nos intentarán convencer de que un lobo tiene que alimentarse y una oveja no tiene derecho a vivir. Me declaro defensora de la ganadería, de toda, porque Garzón cree solo en el extensivo ecológico y con terneros nacidos y engordados en el campo. Que no nos engañen porque lo que ellos llevan es la camiseta de ‘sacrificio cero’ y con lo que sueñan es con la pastilla de la carne para todos.

    Hay dos opciones: comunismo o libertad. Comunismo, que es apropiarse de lo que es de todos, como el no a la guerra o no al maltrato animal . Y libertad, que es no hacer la vida imposible a los demás, a Paco y a la gente como él. No mentir, no poner a la sociedad en su contra. No manipular a los más jóvenes para criminalizar al campo. Adoctrinar, lo dijo Ribera, era lo que iba a hacer para que nuestros niños vieran al lobo como ese animal bueno, feliz y compasivo. Humanizar al animal, deshumanizar al ganadero. Bien por ASAJA, COAG y UPA por movilizar. Lástima que no exigieran compromisos firmes a los partidos políticos para tener derecho a participar en la manifestación. Basta ya.

    La izquierda no tiene complejos y la derecha peca de prudencia, salvo VOX y su Macarena Olona, que se ríen hasta de sí mismos comparándose a los gánsteres de Peaky Blinders. Juegan bien la baza de no gobernar. El PP comparte las quejas de Paco pero si le dice la izquierda que no se suba a un tractor, obedece, como si aún no supiera que Sánchez es trilero. ¿Y el PSOE? Tuvo miedo. Si lo tenía mal gracias a Garzón, su anuncio de recuperar el impuesto de sucesiones le lleva a atender al campo a distancia. Madrid vive de los bares pero Castilla y León y Salamanca viven del campo. Ayuso habría ido a la tractorada y Paco, de estar, se habría hecho una foto con ella. Ayer, día marcado en rojo en el calendario de la búsqueda del voto rural, la tractorada acabó con despliegue del PP pero el golpe lo dio VOX. ¡Ay! Macarena.

    Recupera variable LOGO:
    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png