29 junio 2022
  • Hola

Fuelle y bombas de humo

20 may 2022 / 03:00 H.

    Hay que ver la facilidad que tienen los políticos para desviar cuando les interesa la atención utilizando en muchos casos, o en casi todos, a los medios de comunicación. En este arte la izquierda tiene un magisterio que llega a asustar, porque además lo hace sin darse ninguna importancia.

    Con la que está cayendo en este país nos hacen ver que lo más importante es la vuelta del Rey emérito a España. ¿De verdad creen que eso interesa a más del 10 por ciento de los compatriotas? La capacidad para lanzar bombas de humo y generar polémicas sacando el fuelle para avivar el fuego es algo fuera de lo normal. Sinceramente nos importa un bledo que venga a reunirse con Felipe VI, si va a dormir en Moncloa o en Príncipe Pío, si va a participar en la regata en Sanxenxo o si se va a comer una centolla. Aquí la clave es el por qué se habla de esto después de que judicialmente no hayan podido trincar a este señor, que haría mucho por este país, no lo niego, pero que particularmente me parece casposo. Aprovechan además para resucitar una ley que permite a las niñas de 16 años abortar sin pedir permiso en casa como si ese fuera otro de los temas trascendentales para los españoles. Los partidos políticos se lanzan los trastos a la cabeza haciendo el caldo gordo al PSOE, que ve cómo mientras se debate absurdamente de esto nos olvidamos de que el litro de carburante roza los dos euros, que cada vez hay más gente nueva en las colas del hambre, que la luz tiene un precio desorbitado o que es imposible ir al supermercado sin volver asustado a casa. De todo esto no culpo totalmente al Gobierno, pero sí digo que en Moncloa están los encargados de buscar las soluciones para evitar que los españoles acabemos devorándonos entre nosotros.

    Uno de los factores clave para determinar por qué se llega a esta parálisis es haber estirado el chicle de la legislatura más de la cuenta. Por mucho que Pedro Sánchez escore el PSOE a la izquierda nunca va a llegar a ser la extrema izquierda. Cuanto más se arrime a Podemos más antisistema se harán Irene Montero y compañía. Convivir en un Consejo de Ministros con parásitos impide el crecimiento y contagia. Un adelanto electoral es lo mejor que le vendría a España, pero al menos hasta la celebración de las municipales de primavera de 2023 es una utopía. Más interpretando ayer el último show cooking de Tezanos, en el que situaba a Feijóo pisando los talones del presidente con un imparable ascenso de Vox, algo que busca que el electorado de izquierdas no se adormile y se dé cuenta de que lo de Abascal va en serio.

    Y lo peor de todo esto es que nos quedan bombas de humo para rato. A lo largo de estos cinco o seis días Juan Carlos de Borbón volverá a acaparar los titulares, la tercera República se verá como la solución a los males del país y tendremos hasta en la sopa a Corinna. Esto se lo digo yo, a quien la monarquía me da repelús y el rancio abolengo, también. La visita del emérito volverá a sacar a la calle el debate de si hay que acabar con los Borbones sin darse cuenta de que la nota del reinado de Felipe VI hasta el momento ha sido de sobresaliente. Ni un solo titubeo en el momento más difícil de la historia reciente de este país llegando a apaciguar los ánimos ‘indepes’ y anarquistas de quienes han intentado dinamitar el país desde las instituciones. Gran éxito.

    Mientras tanto el PP está a la expectativa. El nuevo líder es bastante más inteligente que su antecesor y solo habla cuando hay que hablar. Para enfrentarse al sanchismo ha puesto estos meses a Cuca Gamarra, a ver si termina de quemarse, y a Elías Bendodo, a quien le habrá dado ya el primer tirón de orejas por reproducir en público aquellas conversaciones que se tienen con el jefe en privado.

    Recupera variable LOGO:
    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

    https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png