Bajo dos banderas

01.07.2018 | 04:45
Román Álavarez

Hay aspectos de la propia historia desconocidos para el gran público y que escasamente van a llegar a los libros de texto de nuestros escolares, habida cuenta de la parcialidad, el mezquino provincianismo, el papanatismo ramplón, los empobrecedores prejuicios y las flagrantes adulteraciones a la hora de abordar hechos históricos que sobrepasan las míseras y pacatas fronteras autonómicas. Mi trozo de río, mi loncha de paisaje, mi parcela de horizonte y mi limitante entorno pueblerino ensalzan las gestas e iluminan los inmarcesibles anecdotarios de tanto héroe mediocre suelto: héroes de vuelo rasante y trotecillo cochinero. Es lo que hay.
¿A cuántos de nuestros bachilleres, víctimas de sucesivas, cansinas y deplorables leyes educativas, les suena el nombre de Bernardo de Gálvez, por ejemplo? Acaso se pudieran contar con los dedos de una oreja. Excepto, tal vez, en Andalucía, dado que Gálvez era de origen malagueño. Sin embargo, este personaje, tenido por héroe nacional en Estados Unidos y con retrato en una de las distinguidas salas del Capitolio, escribió algunas de las más gloriosas gestas en la época de la independencia norteamericana.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente
 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies | Política de privacidad