Patas arriba

29.03.2014 | 04:45
Juan Antonio García Iglesias

Habría que colocar el cuadro al revés para ver el paisaje al derecho, pero no es tan fácil como parece porque falta, sobre todo, voluntad de hacerlo, por interés o por miedo. Además sobra intención de que continúe así, lo de arriba, abajo, y lo de abajo, arriba, porque muchos se mueven más y mejor con los roles invertidos, de ahí que no haya prisa alguna para que todo lo que se mueve y el propio escenario por el que se mueve se enderecen y recuperen la lógica del orden, del equilibrio, del sentido, ya que, hoy por hoy, no se aprecia nada de eso „ni orden ni equilibrio ni sentido... ni por supuesto lógica„ en las cosas, porque lo lógico es que el ratón huya del gato, no lo contrario, que es lo que está ocurriendo.
Hace una semana en Madrid, con el broche final de la llamada Marcha por la Dignidad cuando cientos de radicales indignados o de indignados radicales „vayan ustedes a saber qué, porque son cosas distintas„ se enfrentaron de manera salvaje a la policía sin medios para defenderse o con órdenes de no intervenir, o sea, de no defenderse, lo que provocó que varias decenas de ellos acabaran con sus huesos molidos en el hospital, algunos con lesiones graves; y pocos días después en Salamanca, donde un grupo de gente „que no me atrevo a especificar de qué clase se trataba, porque no puedo señalar, que es tanto como acusar, a quienes un juez puso enseguida en libertad„ acorraló y agredió con violencia a los policías que trataban de identificarlos en el barrio de San Vicente.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente
 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies | Política de privacidad