05 julio 2020
  • Hola

Esteban González Pons: “Los gobiernos de la UE lo han hecho muy mal, luchando de 27 formas contra un mismo virus”

“En algún momento habrá que pedir responsabilidades al Ejecutivo de Pedro Sánchez, pero ahora no es el momento”. “La sociedad española está muy enfadada, muy dolida, porque ha sufrido un inmenso daño”

27 may 2020 / 11:43 H.

Alejado de su Valencia natal, pero preocupado y al día de la última hora en España, el eurodiputado popular Esteban González Pons contesta a LA GACETA desde su despacho en el Parlamento Europeo, en el que pasa estas semanas más tiempo del habitual. Conocedor como pocos de los entresijos de la política europea es plenamente consciente de que la actuación del Gobierno de España deja mucho que desear, pero critica también la falta de espíritu europeísta de los demás países de la Unión, a los que pide estar a la altura de las circunstancias.

-España es uno de los países con la cifra más alta de fallecidos del mundo. ¿Por una mala gestión del Gobierno?

-Lo que está sucediendo en España es difícil de explicar. Nuestro país representa menos del 4% de la población de China, tenemos un buen sistema sanitario (los chinos no) y, sin embargo, en España rozamos los 30.000 muertos y en China, donde empezó la pandemia, solo han tenido 3.400. En algún momento habrá que dar explicaciones a los españoles; en algún momento habrá que exigir responsabilidades al Gobierno; pero este no es ese momento. Yo creo que, ahora mismo, con el virus en nuestras calles, hay que intentar hacer una crítica lo más constructiva posible. Eso sí, en el momento de exigir responsabilidades al Gobierno deberemos ser implacables.

-¿El hartazgo en la sociedad española por la gestión del Gobierno justifica las manifestaciones y caceroladas?

-La sociedad española está muy enfadada, y está muy dolida porque ha sufrido un inmenso daño. El miedo al futuro está en nuestras calles, recorre la geografía de nuestro país, y desde esa perspectiva entiendo que hay muchas ganas por parte de los ciudadanos de expresar esta insatisfacción. Pero también creo que, mientras el virus siga en nuestras calles, los españoles deben ser prudentes y las manifestaciones deben hacerse respetando todas las medidas de seguridad. Tiempo para manifestaciones va a sobrarnos cuando hayamos levantado la cuarentena.

-¿El Gobierno de España ha sido transparente y nos ha hecho saber toda la información de que disponía?

-Por desgracia los gobiernos de toda Europa no están dando una lección de transparencia, ni tampoco de buena gestión durante esta crisis; la mala gestión no es exclusiva del Gobierno de España.

-¿Cómo han actuado los Gobiernos europeos?

-Los Gobiernos de Europa lo han hecho muy mal. Empezaron luchando de 27 formas diferentes contra un solo virus; siguieron siendo insolidarios entre ellos, incluso cerrando fronteras y negándose mascarillas entre sí (como vimos de Alemania o de Francia hacia Italia); y han seguido hasta ahora sin ser capaces de compartir una app móvil que permita a los ciudadanos moverse por el territorio europeo; y siguen sin ser capaces de pactar, ya no un plan de recuperación, sino los propios presupuestos europeos del año que viene.

-¿Ha perdido el Gobierno la confianza de Europa?

-No, la confianza de Europa no la hemos perdido. Somos europeos, y los europeos no pierden la confianza en otro país de su mismo continente por muy malo que sea el Gobierno que tiene. No hemos perdido la confianza en Hungría, por más que Orban sea su primer ministro; o en Polonia, aunque el hermano Kaczyski que queda sea el que manda; tampoco la perdimos en la Grecia de Tsipras; ni en Italia, mientras Salvini era vicepresidente del Gobierno. Un mal Gobierno no hace que se pierda la confianza en un país. Lo que sí tenemos que ser conscientes los españoles, la próxima vez que votemos, es que votar tiene consecuencias. Ahora vamos a pagar las consecuencias de lo que votamos en las últimas elecciones. Si hubiéramos concentrado el voto en el Partido Popular ahora no tendríamos a Pedro Sánchez y a Pablo Iglesias en el Consejo de Ministros.

-España dependerá de la Unión Europea para salir a flote, ¿cree que estará a la altura de las circunstancias?

-Sí, estoy seguro. De lo que no estoy tan seguro es de si lo estarán los Estados miembros de la Unión.

-Dos de esos países son Francia y Alemania, que han propuesto un fondo de ayudas de 500.000 millones para los países más afectados. ¿Cree que esta iniciativa tendrá respaldo?

-Sobre esta ayuda, que ha quedado claro será reembolsable, pues no imagino un regalo de tal magnitud que no haya que devolver, se está discutiendo si conllevará condicionalidad o no; y no está nada claro que sea así. Para hacerse una idea del plan de recuperación que puede aprobar la UE hemos de imaginarnos un plan que pueda ser votado favorablemente por el Parlamento de Holanda, pues sin su voto no saldrá adelante. Y, tal como está en este momento Holanda, hay que imaginar un plan que pueda aprobarse por su parte.

“La Unión Europea estará a la altura de las circunstancias para ayudar a España a salir a flote. De lo que no estoy tan seguro es de que lo hagan los estados miembros”

-¿Habrá solidaridad con España?

-Por supuesto que habrá solidaridad con España. Pero España deberá responder a esta solidaridad con responsabilidad, no tengo ninguna duda; esta será la exigencia de los socios europeos.

-¿Hemos tardado diez años en comenzar a dejar atrás una de las mayores crisis de nuestra historia. ¿Cuánto tardaremos en superar esta?

-La actual crisis económica viene en un momento histórico particularmente delicado, pues estábamos transitando de la economía analógica a la digital, y viene en un momento en que acabamos de dejar atrás el mundo analógico. Durante la cuarentena todos hemos aprendido a trabajar por internet, a comprar por internet, a relacionarnos por internet, a viajar por internet... Cuando esto pase nadie cogerá un coche de Salamanca a Madrid, para coger un avión que le lleve a Bruselas, para pasar un día allí, tener una reunión de 3 horas y volver. Después de esta pandemia hemos aprendido que esa reunión se puede tener por videoconferencia sin moverse de la sede de nuestra empresa.

-¿Qué cree que será mas duro de superar después de esta crisis?

-Lo único que no se puede olvidar nunca son las víctimas. Creo que debería establecerse un Día Europeo de las Víctimas del coronavirus.

-¿Y volverá la normalidad tal como la conocemos?

-Vendrá muy pronto la nueva normalidad. Yo lo que quiero es que vuelva la vieja normalidad. A mí me gustaba la vieja normalidad, la de poderme ir de vinos a la Plaza Mayor de Salamanca, y esa es la normalidad que quiero que vuelva.

¿Cómo queda ahora el Brexit? “Una primera idea que quiero decir es que tengo miedo de que los políticos nacionalistas británicos quieran justificar el COVID como excusa para ir a un Brexit duro. El problema que, hasta ahora, tenían los políticos británicos para optar por esta situación era explicar a los ciudadanos las consecuencias económicas que esto tendría. Si ahora le echan la culpa de esta crisis al coronavirus tienen el camino abierto para esta vía. Y, segundo: el 31 de diciembre el Reino Unido se tiene que marchar. Para evitarlo hay que pedir una prórroga, pero hay que hacerlo antes del 1 de julio, quedan menos de 40 días. Si esto no ocurre el 31 de diciembre se irán, esté como esté la situación en la Unión Europea. Es decir: estamos a menos de 40 días del Brexit duro”.