25 mayo 2019
  • Hola

El PSOE ganaría las europeas holgadamente y el PP recuperaría votos a costa de Vox

Ciudadanos y Unidas Podemos repetirían resultados similares a los de las generales, mientras que los independentistas obtendrían 4 escaños

17 may 2019 / 21:24 H.

El PSOE ganará de forma holgada las elecciones europeas, pero el PP recuperará voto respecto a las generales, Ciudadanos mantiene su porcentaje respecto al 28-A y Vox cae con fuerza, según un sondeo de Metroscopia para LA GACETA DE SALAMANCA.

A doce días de la fecha electoral, el resultado que la encuesta estima como más probable en las elecciones europeas del domingo 26 apunta a una clara victoria del PSOE que, con un 30.8% de los votos (resultado que superaría en 2.1 puntos al obtenido el pasado 28 de abril) conseguiría 18 diputados en el nuevo Parlamento Europeo: cuatro más de los que ahora tiene. Su nueva imagen, tras las recientes elecciones generales, de partido ganador, el claro tirón popular de su cabeza de lista (Josep Borrell) e, incluso, el repliegue emocional en torno a sus siglas propiciado por el inesperado fallecimiento de un líder tan apreciado por la ciudadanía como Pérez Rubalcaba, pueden sin duda explicar el reforzamiento de condición de partido más votado, incluso con una participación inferior en casi diez puntos a la de las generales.

El PP, con el 19.6% de los votos (y 11 diputados: cinco menos de los actuales) mejoraría su resultado de las generales (en las que obtuvo el 16.7% de los votos) gracias al trasvase que recibiría desde Vox. Con una ligera mejoría final del porcentaje que ahora cabe estimarle, podría hacerse con un escaño adicional, que perdería Lliures per Europa.

Ciudadanos mejoraría notablemente su resultado de 2014, ya que con el 15.6% de los votos (cifra prácticamente idéntica a la lograda hace unas semanas) conseguiría nueve escaños, siete más de los que tiene.

Con todo, no lograría superar en votos al PP, pues la relativa pérdida de impulso estimada para Vox beneficiaría casi de forma exclusiva al PP. Como suele ocurrir, la formación naranja es la que cuenta con una mayor proporción de potenciales votantes que se declaran indecisos. Su decisión final puede quizá matizar el resultado aquí estimado, pero muy improbablemente alterarlo de forma sustancial.

Unidas Podemos mantendría su porcentaje de votos de las elecciones generales (14.3%: solo una décima menos) y conseguiría 8 diputados europeos, tres más de los que logró en 2014.

Ahora Repúblicas (Oriol Junqueras) y Lliures Per Europa (Carlos Puigdemont), con el 3.8% y el 3.3%, respectivamente, de los votos, completarían la lista de formaciones que lograrían plaza en Europa, con dos escaños cada una.

En 2014 acudió a las urnas solamente el 43.8% del electorado; para el domingo 26 cabe estimar una participación del 66-67%: la apreciable movilización electoral del 28-A (la sexta más elevada de la actual democracia), aunque haya amainado algo, en modo alguno ha refluido totalmente. A ello contribuye sin duda la coincidencia con elecciones municipales en toda España y con elecciones autonómicas en doce comunidades.

En el Parlamento Europeo que ahora se renueva a España le siguen correspondiendo 54 escaños: de haberse completado el Brexit habrían sido 59, tras el reparto de los correspondientes al Reino Unido. Evaluación de los candidatos a las elecciones europeas.

El sondeo de Metroscopia refleja también el alto grado de satisfacción de los españoles con su pertenencia a Europa. El 81% afirma que la UE ha sido beneficiosa para España. Un consenso generalizado que tiene un significativo perfil transversal: opinan así los españoles de todas las edades, y de forma más destacable los más jóvenes (el 86% de los comprendidos entre 18 y 34 años), frente al 79% de los mayores de 55. Y estiman que la UE ha sido beneficiosa para España los votantes de todos los partidos: desde el 75% de los de VOX, al 91% de los de Ciudadanos pasando por el 84% de los socialistas y el 83% de los del PP o UP.

Más de la mitad de los españoles (55%) estima que España tiene dentro de la UE menos peso del que le corresponde. El perfil crítico se acentúa en los ciudadanos de 35 a 54 años donde la convicción del peso inadecuado de España se amplía hasta el 60%, y entre los votantes de VOX (71%) y PP (60%).