24 mayo 2019
  • Hola

Máxima tensión en Venezuela: Guaidó llama al alzamiento contra Maduro

El ministro de Defensa se muestra dispuesto a “usar las armas” | Dura represión en las calles de los militares

30 abr 2019 / 18:53 H.
?wmode=transparent&controls=2&showinfo=0&theme=light">

El autoproclamado “presidente encargado” de Venezuela, Juan Guaidó, ha dado por iniciada este martes la “Operación Libertad” para cesar la “usurpación” de Nicolás Maduro, asegurando que cuenta para ello con el apoyo de “un grupo muy importante” de militares y pidiendo a los “pocos” que aún no lo han hecho que se sumen al proceso de cambio.

“Durante años, les hemos hablado a las Fuerzas Armadas y hoy nos queda claro que están con el pueblo de Venezuela, no con el dictador”, ha dicho Guaidó, subido a un coche junto a un Leopoldo López liberado desde la plaza de Altamira, en Caracas, rodeado por una multitud y protegido por soldados de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB).

Horas antes, en un vídeo difundido por redes sociales, ya aseguró que contaba con el respaldo de la institución armada. “Me encuentro con las principales unidades militares de nuestra Fuerza Armada dando inicio a la fase final de la ‘Operación Libertad’”, dijo.

En sus segundas declaraciones, junto a la base militar de La Carlota, a las afueras de la capital venezolana, ratificó que posee el apoyo de “un grupo muy importante” de efectivos que no se circunscribe solo a Caracas, sino que tiene ramificaciones “en todo el país”.

“El llamado es a los pocos militares que por persecución o por acoso no terminan de dar el paso (...) Pedimos a esos militares que se incorporen a esta legítima lucha de todo el pueblo de Venezuela”, ha dicho desde Altamira el jefe de la Asamblea Nacional.

Guaidó ha pedido a los militares que ya están con él y que han formado una especie de escolta a su alrededor que “manden mensajes de texto, llamen a todo el mundo y díganles que se vengan pa’cá”. “Que vamos a resistir y vamos a lograr un paso más en el cese de la usurpación”, ha afirmado.

El mandatario interino ha aclarado que permanecerá allí hasta que “se sume el resto”. “Nos mantenemos acá. En este momento, la ‘Operación Libertad’ comenzó”, ha proclamado. “¿Sí se puede o no se puede?”, ha preguntado, recibiendo un sonoro “sí se puede” como respuesta.

Para animar a lo que, según Guaidó, es un pequeño remanente de militares, ha defendido que no se trata de un “golpe de Estado”, tal y como ha esgrimido el Gobierno de Maduro. “Hoy lo que hacen los soldados (...) es ponerse del lado de la Constitución”, ha sostenido. “Nuestra protesta es y siempre será pacífica”, ha aseverado.

MOVIMIENTOS EN LAS FFAA

Las alarmas se activaban a primera hora de este martes cuando Guaidó comparecía junto a López, que estaba bajo arresto domiciliario cumpliendo la condena a casi catorce años de cárcel que recibió en 2014 por incitar a la violencia en las revueltas opositoras de ese año.

“Mis custodios están con nosotros”, ha declarado López, “convencido” de que “van a ser muchos más” los miembros de las Fuerzas Armadas que se van a “sumar” al bando de Guaidó y llamando a la ciudadanía a salir a la calle “en paz” para “completar la primera fase” y apartar a Maduro del poder.

Junto a ambos se puede ver a varios uniformados de la FANB, algunos de los cuales han tachado de sus uniformes la palabra ‘bolivariana’. Sin embargo, la cúpula militar ha ratificado su lealtad a Maduro ante lo que el Gobierno ha calificado de “golpe de Estado”, si bien ya lo ha dado por controlado.

Gerardo Márquez, un diputado de la ‘chavista’ Asamblea Constituyente, ha asegurado a Unión Radio que el director del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN), el general Manuel Cristopher Figuera, es uno de los líderes del movimiento militar a favor de Guaidó.

“El general de división Manuel Christopher Figuera es el que prácticamente dirige la operación”, ha contado Márquez, que también ha contado entre los que se han pasado al bando de Guaidó al comandante de la custodia del Palacio Federal Legislativo, el coronel Ilich Sánchez.

Márquez ha considerado que se trata solamente de un “pequeño alzamiento” a cargo de “militares traidores a la patria, la mayoría engañados”. “Está huyendo”, ha dicho sobre el jefe del SEBIN, “y seguramente en las próximas horas será capturado igual todo aquel que haya intentado violentar el Estado de Derecho y la Constitución”.

Guaidó ha afirmado que, en calidad de “presidente encargado”, ha emitido un decreto para amnistiar a los presos civiles y militares que hayan sido detenidos por motivos políticos, un indulto del que el propio López ha dicho haberse beneficiado.

Por otra parte, el ministro de Defensa de Venezuela, Vladimir Padrino López, ha asegurado que las Fuerzas Armadas rechazan “rotundamente” el “intento de golpe de Estado” atribuido al presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, y ha advertido de que los militares están dispuestos a “usar las armas” para frenar cualquier insurrección.

Para Padrino, lo ocurrido este martes en Caracas es “sin duda alguna un intento de golpe de Estado”, por lo que se reserva el derecho a responder contra quienes se han movilizado en las últimas horas. “Si hay que usar las armas (...), las usaremos”, ha proclamado el ministro en un discurso televisado a la nación.

“Este acto anda buscando muertos, anda buscando derramamiento de sangre en la calles de Caracas. Todo el resto del país está en completa normalidad”, ha declarado Padrino, que ha hecho a Guaidó y a sus apoyos “responsables” de toda violencia que pueda producirse, “de toda muerte que ocurra”.

En este sentido, ha advertido de que “a Miraflores no se llega por la violencia”. “El que llegue por la violencia será derrotado por la violencia”, ha subrayado el ministro de Defensa, previniendo que el país se vería sumido entonces en “un juego perverso”.

Por otra parte, Padrino ha considerado “por una parte derrotada” la intentona golpista, entre otras razones porque le ha atribuido una “magnitud mediocre”. El ministro ha asegurado que “el 80 por ciento” de los militares que acudieron a primera hora junto a la base aérea La Carlota junto a Guaidó lo hicieron “engañados” y “motu proprio” terminaron regresando a sus respectivas unidades.

“Los llevan engañados a cometer un acto que podemos calificar de terrorista”, ha denunciado el ministro, quien ha insistido en que las Fuerzas Armadas están del lado del pueblo y de las “autoridades legítimas”, en alusión al régimen de Nicolás Maduro. “No nos mueve otra cosa que el amor a la patria”, ha asegurado.

En este sentido, ha apelado a la oposición “golpista, salvaje y antidemocrática” a que deje de “sembrar cizaña” y buscar “violencia, anarquía y muerte” y depongan su actitud, sosteniendo que el Gobierno tiene las leyes y la Constitución de su parte.

LLAMAMIENTO A LA CALMA

Por otra parte, Padrino ha invitado a la población a la “calma y la sensatez” asegurando a los ciudadanos que la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) está “intacta y velando por los intereses de la patria” y que no deben prestarse a la “campaña de desinformación” por parte de la oposición.

Según el ministro de Defensa, “esta Venezuela se construye trabajando, no peleándonos, matándonos, dirigiendo las armas contra nosotros mismos” sino “con solidaridad en momentos de dificultad, con conciencia de trabajo y producción”. Así las cosas, ha llamado a fortalecer “la unión cívico militar” y seguir adelante “rumbo siempre a la paz, la victoria y la unión de todos los venezolanos”.