19 marzo 2019
  • Hola

El vandalismo se ceba con el mobiliario del parque de La Aliseda

Las papeleras han sido arrancadas e incluso algunas lanzadas al río | Ya sufrió con anterioridad el destrozo de los bancos y el robo de los sistemas de riego por aspersión

07 ene 2019 / 12:30 H.

Los bejaranos y visitantes que hayan paseado por el parque de la isla de La Aliseda en los últimos días han podido descubrir cómo el vandalismo se ha adueñado de nuevo del mobiliario del recinto, con papeleras arrancadas y alguna de ellas lanzada a los cauces de agua del entorno.

No es la primera vez que el parque sufre el objeto de la actuación de los vándalos y esta vez han sido las papeleras de madera las que han sufrido los principales daños. Los bancos y otros elementos se han salvado en esta ocasión, pero ya habían sufrido con anterioridad destrozos similares a los registrados ahora. También el sistema de riego por aspersión sufrió los efectos del vandalismo, que los llegó a arrancar, dejando la zona sin riego automático.

Dichas actuaciones obligaron al Ayuntamiento de Béjar a colocar puertas en los dos puentes de acceso a al recinto y cerrarlas por la noche para minimizar en la medida de lo posible estas actuaciones antisociales que, pese a dichas medidas, se han sucedido de nuevo. Y es que, además de los daños en el mobiliario urbano, una de las partes más apartadas del parque es un lugar donde se practica el botellón a juzgar por la acumulación de botellas de cristal que, posteriormente, se lanzan al cauce del río Cuerpo de Hombre, tal y como puede comprobar cualquier peatón que pasee por la zona.

Las papeleras de madera se colocaron a lo largo del verano de 2017 con una inversión de unos 2.400 euros ya que cada una de ellas está valorada en 300 euros y se colocaron ocho en ese momento. El Ayuntamiento había repuesto también los bancos de madera dañados y otros elementos, con lo que el presupuesto para ese parque fue más elevado.

El Ayuntamiento tendrá que reponer ahora las papeleras dañadas con un nuevo desembolso imprevisto y que es consecuencia de las actividades incívicas de algunos usuarios. De forma paralela, también se proyecta la instalación de algún aparato más de ejercicio en el parque que se incluye dentro del plan puesto en marcha por el Ayuntamiento desde el pasado verano para mejorar en torno a ocho zonas infantiles y de ocio de la ciudad. La última de ellas, la reapertura de la zona para los más pequeños en el parque de La Corredera.



El 'tercer hombre' del crimen de Isabel Carrasco

Las rebajas ya no son lo que eran

La construcción repunta: los visados de vivienda nueva registran el mejor dato de los últimos siete años