19 septiembre 2020
  • Hola

'Rebrote' del anisakis en Salamanca

Las reacciones aumentaron en 2017 a 902

16 abr 2018 / 04:45 H.

En 2017 repuntaron los casos de sensibilización al anisakis en Salamanca tras años de descensos, según el jefe de Servicio de Alergología del Hospital, Ignacio Dávila, que se mantiene vigilante para saber si se trata de una subida puntual o de un cambio de tendencia. El año pasado los especialistas trataron a 902 pacientes que habían tenido contacto con el parásito, una larva que coloniza al pescado y que puede provocar procesos muy graves de reacciones alérgicas. Se trata de un número sensiblemente superior a los 668 de 2016.

Los pacientes acudieron con síntomas tras ingerir la larva, como dolor de estómago u obstrucción intestinal. Su cuerpo reconoce el antígeno que inyecta el anisakis cuando muerde, pero solo el 14% presenta señales de alergia. “Tenemos una media anual de 40 pacientes con reacciones graves”, explica Dávila. En los casos más graves los afectados sufren anafilaxia, que consiste en una reacción inmunitaria severa, generalizada, de rápida instalación y potencialmente fatal ante el contacto del organismo con la sustancia que provoca el proceso. El resto de los alérgicos tiene síntomas más leves, como urticarias.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más