21 marzo 2019
  • Hola

Detenidos los receptores de las bebidas y los jamones de Salamanca robados en la Operación Lopo

La banda sustrajo piezas ibérias en Salamanca valorados en más de 250.000 euros

17 dic 2018 / 15:00 H.

La Guardia Civil ha cerrado la llamada "Operación Lopo" en la que se neutralizó a una banda delictiva que robó, entre otras cosas, jamones ibéricos en Salamanca valorados en 250.000 euros.

La investigación se inició en el mes de octubre de 2017 con motivo de un robo con fuerza en una fábrica de embutidos y jamones de la localidad salmantina de La Cabeza de Béjar. El pasado mes de junio el grupo volvió a actuar en otra empresa del mismo ramo ubicada en el término municipal de Martinamor, también en Salamanca.

En noviembre se detecto que, con motivo del inicio de la campaña navideña, incrementaban su actividad delictiva, aumentándose el control sobre ellos por parte de los agentes. Esto hizo posible que se detectase cómo preparaban un golpe en Palencia, el cual ejecutaron en la madrugada del pasado 7 de noviembre de 2018. En él sustrajeron gran cantidad de bebidas alcohólicas y un número considerable de cestas y lotes navideños en una empresa de productos de hostelería. Posteriormente huyeron inmediatamente hacia su base de operaciones para ocultar la mercancía, consiguiendo los investigadores la interceptación en la provincia de Segovia de los dos vehículos ocupados por los autores de los hechos y la detención de una de las dos secciones del grupo criminal investigado.

Continuadas las investigaciones que permitieran averiguar el destino dado a la mercancía que no pudo ser recuperada en los registros realizados durante el mes de noviembre, se consigue detectar en la localidad madrileña de Móstoles la presencia de varios compradores de origen chino, que serían quienes adquirían la mercancía sustraída en los robos para ponerla a la venta al público en diversos establecimientos, lo que constituye un delito continuado de receptación y la última rama del grupo criminal investigado, que finalizaba su actividad con la venta de la mercancía robada.

Las detenciones de los ciudadanos chinos se llevaron a cabo el día 4 de diciembre de 2018 en Móstoles, practicándose ese mismo día dos registros en sus domicilios de residencia, así como otro en un establecimiento comercial regentado por los mismos; en los registros se han recuperado productos comestibles, así como gran cantidad de bebidas alcohólicas a los que los ciudadanos chinos le daban fácil salida en el mercado.

Con estas detenciones se da por finalizada la investigación encuadrada dentro de la denominada "Operación Lopo", llevada a cabo por personal de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de Salamanca y que ha sido dirigida por la Titular del Juzgado de Instrucción nº 3 de Salamanca, habiéndose conseguido la desarticulación total del grupo criminal, efectuándose un total de doce detenciones (seis ciudadanos rumanos, un búlgaro, un español y cuatro chinos), practicándose un total de nueve registros, ocho en domicilios y uno en un establecimiento comercial.

Tras la recuperación de la mercancía, que ha sido reconocida por la víctimas de los robos perpetrados por el grupo, el número de delitos esclarecidos ha ascendido a 18 robos con fuerza, ocurridos en las provincias de Salamanca, Valladolid, Gijón, Navarra, Orense y Palencia.



Detenido un peruano por la presunta violación a una compatriota en un piso de Salamanca

Sancionan a 30 conductores de furgonetas en una semana, a tres de ellos por estar drogados

Ajax-Real Madrid, Lyon-Barcelona y Atlético-Juventus, en octavos de final de la Champions