25 mayo 2020
  • Hola

Caldera dice que la reforma laboral destruirá 600.000 empleos

"El periodo de prueba de un año puede ser inconstitucional", ha señalado el socialista

07 mar 2012 / 23:16 H.

Jesús Caldera, diputado del PSOE, estimó este miércoles que con la reforma laboral que promueve el Ejecutivo de Mariano Rajoy "se pueden perder 600.000 empleos este año, como ha indicado el presidente del Gobierno", una cantidad que el exministro consideró "desorbitante", solo equiparable "al gravísimo 2009". Acompañado por Fernando Pablos, secretario provincial del PSOE, y en un día de encuentros con las direcciones de UGT y CCOO, Caldera insistió en que la reforma laboral está "orientada al despido libre", "no favorece la contratación" y es "una mala estrategia económica en época de recesión".

El diputado consideró que hay un par de aspectos que pueden ser inconstitucionales, ya que el empresario puede establecer "unilateralmente" las condiciones de trabajo y el periodo de prueba puede ser de un año en determinados supuestos. Si no se corrigen en el Parlamento, el Grupo Socialista presentará un recurso.

Caldera dijo que si finalmente hay una huelga de contestación a la reforma laboral y tiene éxito, el Gobierno debería "escuchar y dialogar". Incluso recordó que en 2002 el Ejecutivo dio marcha atrás en la supresión de los salarios de tramitación de los despidos por la fuerte oposición social. Y consideró que el acuerdo alcanzado el pasado mes de enero entre sindicatos y patronal permitía flexibilidad en las empresas, rebajando salarios, pero recortando también beneficios.