04 diciembre 2020
  • Hola

Una visita al médico sin salir de casa en Salamanca

Para la Fundación Hospital General Santísima Trinidad la adecuación tecnológica es clave y en 2019 lanzaron la plataforma de telemedicina, con la que los pacientes se comunican con el centro

Lo que para muchos ha sido un auténtico reto en mitad de una pandemia, para otros ha sido siempre una prioridad. Desde hace años para la Fundación Hospital General Santísima Trinidad la adecuación tecnológica ha sido un factor clave y ya en 2018 comenzaron a trabajar en una herramienta que les ha convertido en un hospital completamente digitalizado, ágil, altamente resolutivo y seguro.

Se trata de la plataforma de telemedicina, a través de la cual los pacientes tienen una comunicación directa con el centro y pueden llevar a cabo diversas gestiones de la salud, como agendar citas, descargar resultados de las pruebas médicas o compartir documentación con los médicos. Pero además el servicio, que se puso en marcha en noviembre de 2019, permite a los pacientes realizar videoconsultas.

Las primeras, para ver la aceptación que tenía la iniciativa, fueron las de Cirugía Estética. A partir de ese momento, todas las primeras consultas informativas y las de seguimiento se hacían a través de esta fórmula, de manera completamente gratuita. Los pacientes pedían presupuestos, información general de la especialidad o realizaban el seguimiento de las intervenciones sin tener que acudir al hospital, una serie de ventajas que permitían a los pacientes ahorrarse las esperas y los desplazamientos.

A partir de entonces, y debido al éxito de la plataforma, la Fundación Hospital General Santísima Trinidad reforzó sus prestaciones sanitarias online con un cuadro médico más amplio y con más especialidades y ello les ha convertido este año en todo un referente tecnológico en la sanidad privada de Salamanca.

El novedoso servicio permite agendar citas, descargar los resultados de las pruebas, o hacer videoconsultas

Y es que con la llegada de la crisis sanitaria que se desató en el mes de marzo por la COVID-19, los profesionales del centro pudieron ofrecer esta herramienta digital de salud como un refuerzo sanitario, siendo de las primeras instituciones del país en reforzar las prestaciones sanitarias vía telemática para afrontar la crisis del coronavirus.

Gracias a la videoconsulta, las personas que presentaban síntomas pudieron contactar directamente con personal sanitario que les hizo una valoración inicial de su estado real y les dio indicaciones de cómo poner en marcha actuaciones concretas dependiendo de cada caso. De esta manera, se pudo guiar al paciente y evaluar la gravedad de su situación sin que tuviera que salir de casa, reduciendo así los riesgos de contagio y evitando la saturación de los centros sanitarios. Y esta forma de trabajar no solo ayudó a sus pacientes, sino a toda Salamanca.

En definitiva, una serie de medidas con las que la Fundación Hospital General Santísima Trinidad ha puesto de manifiesto su compromiso con los salmantinos, impulsando el uso de las nuevas tecnologías y sabiendo anticiparse en la puesta en marcha de servicios que potenciaran la relación entre médicos y pacientes de una manera fácil, completamente segura y al alcance de todos. Ahora el siguiente paso será seguir creciendo e instalar una nueva cultura de diálogo, colaboración y adaptación estratégica continua para abordar no solo los retos presentes, sino también los futuros.

El teletrabajo, una tarea de éxito gracias a un equipo de profesionales incondicionales

Si hubo algo que preocupó y mucho a la dirección de la Fundación Hospital General Santísima Trinidad cuando estalló la pandemia de la COVID-19 fue la seguridad de los trabajadores. Es por ello que el centro puso en marcha en tiempo récord un plan de teletrabajo y un portal de empleado que garantizaba el servicio de los profesionales no sanitarios desde sus casas.

Esta nueva iniciativa permitió al hospital tener toda la información centralizada y gestionar todas las comunicaciones de la Fundación a los trabajadores, entre otras cuestiones. En definitiva, se instauró una nueva manera de trabajar que hizo posible una gestión más eficiente y moderna de la información.

Y ello, destacan desde la Fundación, no hubiera sido posible sin el apoyo incondicional de todas aquellas personas que forman parte de ella.

“El 100% de nuestro equipo, no solo el área sanitaria, ha demostrado profesionalidad y compromiso en una situación muy difícil para todos”, comentaba en una entrevista reciente Manuel Benavente, director general de la Fundación Hospital General Santísima Trinidad.

PALABRAS CLAVE