17 mayo 2022
  • Hola

Lorenzo Santolino: “Acabar otra vez sexto sería un éxito, pero no lo voy a negar: yo quiero más”

Llega a su cuarta aventura en el desierto de Arabia: “La experiencia lo es todo. Me faltan kilómetros, pero llego con muy buenas sensaciones”

28 dic 2021 / 10:27 H.
Ver Comentarios

La cuarta aventura de Lorenzo Santolino —escudería Sherco—, en el rally más prestigioso y peligroso del mundo, el Dakar, arranca hoy. “Casi que lo que más preocupa ahora mismo es dar negativo al llegar a Jeddah [la ‘capital’ del motor hasta el próximo viernes 14 de enero], a Arabia Saudí. Ya tengo el primero, el que me permite viajar y eso me da tranquilidad, pero ahora mismo todo depende de ese segundo negativo, que tal y como está la cosa...”, reconoce el piloto de Guijuelo con la maleta de la mano. Equipaje, en el que, sin querer, le pesa el sexto puesto logrado la pasada edición.

–El curso pasado llegó sin haber pisado una sola duna... y fue sexto, el mejor español y logró su gran sueño, que era acabar el Dakar. Este 2021, que ha tenido dunas y kilómetros, ¿qué podemos esperar?

–Es verdad que he hecho más cosas; que llego con buenos resultados, pero es que mis rivales han hecho bastante más que yo. Así que, en ese sentido, creo que llegamos con un poco de desventaja. Al margen de eso, no lo voy a ocultar, llego bien, la moto ha sufrido cambios importantes con respecto a la pasada edición y me he acoplado fenomenal, físicamente llego sin molestias... Es verdad que faltan kilómetros, porque tal y como ha repuntado el covid nos ha impedido rodar en África como teníamos previsto, pero voy con confianza.

–No habla de posiciones ni de acabar. ¿Cuál es el reto: ponga un puesto?

–Ponerse un reto numérico es complicado, a día de hoy en la línea de salida estamos muchos pilotos con las mismas sensaciones. No lo voy a negar: me gustaría mejorar ese sexto lugar, estar en esos lugares sería un éxito aún sin necesidad de mejorarlo; aunque yo quiero más. Veremos lo que pasa porque pensar en esto ahora, teniendo en cuenta lo largo que es un Dakar es aventurarse mucho.

–Usted siempre ha sido un piloto que ha respetado y valorado el trabajo de sus rivales. Pero ahora sus rivales ya saben quién es usted tras tres ediciones corridas. Eso, ¿en qué se traduce, en un ‘chute de energía’ o en presión?

–A mí, personalmente, me da más tranquilidad ya que lo que te dice es que has conseguido hacer algo que puedes repetir. Que los rivales sepan con quién se le juegan me da confianza. Y me ha hecho trabajar para mejorar los puntos en los que tenía un debe, como en el físico.

–No sé si es supersticioso: ¿algo que recuerde que le dio buena suerte el pasado Dakar y vuelva a recurrir a ello ahora?

–No... Es que no soy nada supersticioso. Ahora, sí que soy muy rutinario. Soy muy estricto a la hora de planificar de abordar las cosas.

–Teniendo en cuenta que reciben los roadbooks [libros de navegación cada mañana], ¿cuánto vale tener tres ediciones tan intensas a sus espaldas?

–Es fundamental la experiencia. Cada Dakar suma, aunque sea en sitios y en continentes distintos. Esa experiencia te hace entender mejor la carrera, gestionar los momentos difíciles, evitar errores del pasado e ir aprendiendo. En esta carrera de lo que se trata es de ser el que menos fallos cometa.

–Usted tiene esa experiencia y la de la escudería; y eso en una edición en la que hay tanto cambio de marcas y pilotos, ¿cuánto suma?

–Las marcas siguen trabajando, saben en qué momento llegan porque son equipos muy profesionales. Los pilotos son los mismos y aunque cambien de marca saben a qué se enfrentan; van a estar adelante siempre.

–A quién tiene ganas de ver en el rally. Por motivación, por admiración o por simplemente que tenga un ‘pique’ con él y qué gane el mejor.

–Tengo ganas de ver a todos; por pique creo que a nadie. Sí por afinidad. Tengo ganas de charlar allí con Benavides, al que conozco de hace muchos años. O a Barreda y otros españoles con los que entreno. En realidad tengo ganas de aterrizar allí y de ver a todos.

–Este 2022 el rally abre un periodo de ocho años con bajas emisiones, ¿cómo afecta a Sherco esta medida al medio plazo?

–En principio nada; pues es una medida más de cara a los coches. Una moto hibrida, y no soy ingeniero, es imposible que llegue en ese plazo. La tecnología que hay y la autonomía impiden abordar una carrera como el Dakar con un vehículo eléctrico o híbrido.

–Lorenzo, no sé si la escudería y usted van a apostar por afrontar lo que se ha dado en llamar Mundial de Raids, en las que el Dakar es la estrella, pero suma pruebas en Abu Dabi, Kazajistán, Andalucía y Marruecos.

–Esto es una cosa importante, que al final la decisión la toma el equipo, que son los que barajan los presupuestos. Que el Dakar entre en el Mundial y que haya un promotor único y dentro del circuito estén Marruecos o Andalucía suma mucho. Quedarían dos pruebas más para completar el circuito y es algo que vería factible que hiciéramos. Va a tener la misma navegación y la misma gestión cada una de estas carreras y eso lo hace muy atractivo. Que el Dakar arrope un Mundial es importante a nivel mediático. Dará un mayor seguimiento el resto de pruebas.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png