05 diciembre 2021
  • Hola

¿Por qué le cuesta tanto al Salamanca ganar en el Helmántico?

El equipo charro ha sido capaz de sumar solo el 49% de los puntos que hubo en juego en su feudo desde que llegó a Segunda B

21 oct 2021 / 16:08 H.
Ver Comentarios

Da igual en qué previa de la temporada lea esto: el Helmántico siempre es el campo de mayor entidad de cuántos hay en la liga en la que juegue el Salamanca UDS. Lo fue en Segunda B y, ahora, en Segunda RFEF lo es más aún.

Sin embargo, el que debía ser un factor diferencial siempre se le acaba volviendo en contra al conjunto albinegro. Solo hace falta remitirse a las estadísticas: en los 49 partidos jugados como locales, desde que el club de la carretera de Zamora debutara hace cuatro cursos en la división de bronce, tan solo ha sido capaz de ganar en 19...

Es más, de los 147 puntos puestos en juego en esos choques tan solo ha sido capaz de sumar el 49%; es decir, uno de cada dos puntos puestos en juego se han esfumado del coliseo albinegro. El factor Helmántico queda en nada, según los números. Pero, ¿por qué?

“Yo hablo por mí”, dice Hugo Díaz, que ha vivido los últimos cuatro choques en casa vistiendo los colores blanco y negro del Salamanca UDS, “y a mí me gusta jugar como local siempre. Da un plus”. “Sin embargo, es verdad que nos está costando ganar. Pero no es algo que nos deba preocupar, creo, porque esto es una carrera muy larga y queda un mundo”, apunta el centrocampista gallego.

El comentario de la afición apunta a la juventud de la actual plantilla, como si la bisoñez del vestuario de Calderón se la comiera la puesta en escena en un campo para 17.000 espectadores: “No creo que sea así, sinceramente”, dice el medio centro, “a todos nos motiva jugar en campos grandes, cuando te llaman para jugar en un campo así es una alegría para cualquiera. A mí me motiva jugar cada 15 días en el Helmántico”, dice el mediocentro.

La repregunta brota sola en medio de la búsqueda de porqué, una vez más, al equipo se le encasilla su propio estadio —ya lleva tres jornadas seguidas sin ganar, y sin marcar—: “Nos estamos esforzando mucho. Creo que atrás estamos haciendo un buen trabajo; y que con eso consolidado van a tener que verse los frutos en la parte delantera, nos falta gol pero tenemos gente para que lleguen”, trata de vislumbrar un futuro halagüeño Hugo Díaz.

¿Qué el ambiente sea tan tibio puede afectar?, por buscar otra vía al inicio extraño como local: “Pues, yo personalmente vi hace un par de años partidos del Salamanca UDS y el ambiente era completamente diferente, no sé lo que ha pasado entre medias, pero a mí como futbolista me gustaría ver ese ánimo en la gente”, reflexiona.

Esta racha de 1 punto de 9 posibles como local no es la peor que ha tenido el conjunto albinegro en sus 49 choques locales: retrocediendo la vista atrás suben a la superficie las tres derrotas seguidas que encajó el equipo albinegro en la campaña 2018/19 ante el Guijuelo (con Campos en el banquillo), ante el Sanse (con Escolar como ‘parche’) y ante el Rápido de Bouzas, ya con Calderón y Manolo Robles de mano derecha en el banquillo.

Ni la actual racha sin ganar, ni aquella —que, además, fue la primera negativa encadenada como local— es la más larga sin ganar de la historia del Salamanca UDS como local. La vez que más choques seguidos ha estado el conjunto albinegro sin ganar en su feudo del Helmántico ha sido en la campaña 2019/20 y fueron cuatro partidos los que estuvo sin ganar. El covid dejó sin ver si hubieran sido más o llegaba hasta ahí. Pues la pandemia explotó dejando la peor racha como local en dos empates y dos derrotas enlazadas una detrás de otra.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png