20 julio 2019
  • Hola

El presidente de la AFE pide que el fútbol femenino juegue en “estadios de Primera” y que se incorpore a la Quiniela

David Aganzo también habló de un convenio colectivo y de facilidades para la maternidad

24 abr 2019 / 17:09 H.
    Cargando reproductor ...

El presidente de la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE), David Aganzo, pidió que las futbolistas, para que tengan “más visibilidad”, disputen sus encuentros en los “estadios de Primera División”, donde juegan los equipos masculinos, al mismo tiempo que solicitó que las Quinielas se incorporen a la Liga Iberdrola.

“Me gustaría pedir que las Quinielas se incorporen al fútbol femenino a lo largo de toda la temporada, no solo el 8 de marzo (Día Internacional de la Mujer). Para aumentar la visibilidad del fútbol femenino, vamos a proponer que las compañeras de Primera División jueguen en estadios de Primera División, es un tema de igualdad”, señaló Aganzo en los Desayunos Deportivos de Europa Press, patrocinados por Repsol, Loterías y Apuestas del Estado y Liberbank.

Por otra parte, valoró la “implicación de las futbolistas”, razón “clave” para el convenio colectivo. “A mí me gusta llamarlo el convenio de igualdad. No puede ser que haya compañeras cobrando 300 euros en Primera División o que trabajen 20 años y solo coticen cuatro. Será el primer convenio colectivo de fútbol femenino en España y AFE lidera las negociaciones. El fútbol femenino está como estaba el masculino hace 40 años. Luchamos por salarios justos, contra el acoso, por los embarazos y la maternidad”, añadió, admitiendo que el convenio se necesita “ya”.

“La negociación está parada, pero estamos haciendo diversas propuestas para que salga adelante, porque España debe ser referente en derechos laborales de las futbolistas. Este convenio es para intentar mejorar lo que ya se tiene, con un salario acorde a los ingresos de la liga; queremos que tengan libertad de quedarse embarazadas cuando quieran, sin presión. Queremos que una mujer con 35 años pueda ser mamá sin problema, respaldada por su club y la sociedad”, analizó la situación actual.

El exfutbolista y dirigente del sindicato pensó que el acuerdo en el convenio llegaría “mucho antes”, porque el fútbol femenino necesita “esa fuerza de un convenio potente”. “Pero hay que hacer las cosas bien y no empezar la casa por el tejado”, matizó. “Llevamos desde septiembre de 2018 negociando y, como en todos los convenios, no es fácil negociar con una patronal. Sabemos en qué condiciones está el fútbol femenino, no solo en salarios, que no se pueden comparar con masculino, pero en todo los demás deben ser iguales”, agregó Aganzo.