23 enero 2022
  • Hola

El déjà vu de las derrotas del Salamanca UDS

El Ceares, en su primer lanzamiento a puerta, marcó y hundió a los salmantinos, algo que se ha repetido en las cinco derrotas anteriores ante Arenteiro, Marino de Luanco, Unión Adarve, Navalcarnero y Arosa. Después llega el intento fallido de remontada

07 dic 2021 / 16:22 H.
Ver Comentarios

La derrota del Salamanca el pasado domingo en Gijón ante el Ceares fue un déjà vu, aunque aderezado con ingentes cantidades de barro. Lo que vivieron los de Antonio Calderón ya lo han sufrido en sus carnes en las seis derrotas que suman este curso 2021-2022 en Segunda RFEF. La película siempre es la misma. Primer tiro a puerta o llegada peligrosa del rival y el balón acaba en gol. El equipo salmantino después se va arriba a por una remontada que no acaba de llegar.

Es preocupante que en las seis derrotas al Salamanca le hicieran 15 tiros entre los tres palos en su portería y seis acabaran en gol. En un 40% de los balones que fueron a la portería del Salamanca el resultado fue que Javi Benítez y Salcedo recogían el balón de dentro.

El Arenteiro en septiembre fue el primero en tumbar al Salamanca. En un partido sin llegada de los salmantinos, los locales casi no estaban creando peligro, pero en una jugada aislada en el 76 Eimil hizo el gol que tumbó a los de Calderón. El 3 de octubre en el Helmántico el Marino de Luanco se adelantó con un gol en propia puerta y sentenció en la segunda mitad.

El déjà vu también se repitió en el Helmántico ante el líder, el Unión Adarve. El único disparo entre los tres palos de los madrileños en todo el partido supuso el gol de Montejo, que certificó la derrota del Salamanca. Una semana después, en Navalcarnero, los aficionados volvieron a ver un capítulo repetido o al menos muy similar. Minuto 8 y Beneit aprovecha que la defensa del Salamanca no le aprieta en el balcón del área y con un fuerte disparo hace el primero para los locales. De nuevo, tocaba remar, pero la remontada no se produjo. Ya en el 90 con el Salamanca volcado en ataque y con uno menos, por la expulsión de Carmona por doble amarilla, Ontíveros hacía el 2-0 definitivo.

En Villagarcía de Arousa, el Arosa aprovechó un fallo defensivo del Salamanca para ponerse por delante en el minuto 27. Tras ese jarro de agua fría, se repitió la constante en el conjunto salmantino. Prisas, imprecisiones, atasco ofensivo e impotencia. Esta serie de calamidades tuvieron su último episodio el domingo, cuando el Ceares, colista que antes del choque sumaba seis derrotas consecutivas, se adelantó en el marcador en el minuto 13 con gol de Aitor Elena, el primer lanzamiento a puerta de los gijoneses.

Esta concatenación de derrotas con lo justo del rival pone de manifiesto varias carencias graves del Salamanca. Por un lado, la fragilidad mental que tiene el equipo y es que en el primer revés se bloquea mentalmente y ya no se ve capaz de ganar, mientras que por otro, con el rival encerrado con el marcador a favor, la falta de ideas ofensivas del Salamanca se nota todavía más.

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png