23 abril 2021
  • Hola

Prisa por esquilar las ovejas... pero el tiempo no acompaña en Salamanca

Para evitar retrasos como los del año pasado, las cuadrillas de uruguayos han llegado antes y apremian a los ganaderos a ‘pelar’ a las ovejas: pocos se animan

04 abr 2021 / 09:18 H.

Nada que ver este año con el pasado en cuanto a encontrar quién esquile las ovejas. Entonces, en 2020 el confinamiento retrasó la llegada de las cuadrillas de uruguayos y los 300 que hacen la campaña en toda España no pudieron entrar hasta mayo. Este año y para evitar una situación similar, la empresa de León que les contrata aceleró su llegada y desde febrero ya trabajan sobre todo en Extremadura y en Portugal, zonas donde las temperaturas permiten despojar a las ovejas de su lana.

Y con su llegada, los ganaderos también viven una situación completamente diferente a la del pasado año. En 2020 muchos temían quedarse sin trabajadores que esquilaran a sus ovejas porque los uruguayos no pudieron entrar hasta mayo en nuestro país por el cierre por la pandemia. Y cuando lo lograron, tuvieron que irse primero a Extremadura por lo que a los productores salmantinos les tocó esperar... a algunos hasta septiembre. Hoy es al contrario y los que esperan por los ganaderos son los esquiladores: en los últimos días las diferentes empresas que se dedican a esquilar llaman a los productores para ofrecerles ya sus servicios o, al menos, para cerrar el contrato con el fin de adelantarse al resto, porque este año la competencia por esquilar es muy alta.

El problema es que en Salamanca los ganaderos no se fían aún de las temperaturas, temen una bajada que ya se anuncia incluso para a partir del martes, y no se atreven a dejar a las ovejas sin el vellón. No tienen este problema los ganaderos con ovejas de leche que, al tenerlas encerradas saben que están protegidas del frío en las naves. La pasada semana los uruguayos ya esquilaron en una explotación de Hinojosa de Duero y en los próximos días irán a otra de la comarca de Vitigudino. También están trabajando en explotaciones contadas de otros puntos de esta Comunidad, en concreto en las provincias de Segovia, Palencia y el mismo León. En cuanto a las ovejas de carne, que están la mayoría de tiempo en el campo, las citas se están cerrando, como cada año salvo el pasado, sobre todo para mayo. Este año, sin sobresaltos porque ahora mismo solo faltan 20 uruguayos por venir de su país, que son el refuerzo cuando la temporada de esquileo de ovejas de leche se junte con la de carne.

Competencia

Apenas hay cuadrillas de esquiladores de Salamanca porque es un trabajo que rechazan por su dureza los españoles y porque los pocos que siguieron sufrieron la competencia en precio de cuadrillas de Polonia y luego de Uruguay, que cobraban menos por oveja esquilada y con el método de no atar a las ovejas mientras las pelaban. Ahora el mercado de Salamanca se lo reparte la empresa de León que trae a los 300 uruguayos, otra de Aragón -también con trabajadores rumanos, polacos y sudamericanos- y una decena de cuadrillas sueltas. Cada esquilar separa el vellón de unas 200 ovejas al día y el objetivo de algunos uruguayos es regresar a su país con unos 10.000 euros ganados.

Precio

Por lo general se mantienen las tarifas, en parte por la competencia. Los ganaderos suelen ser fieles a quienes les esquilan pero el año pasado por el retraso de los uruguayos algunos se vieron obligados a cambiar, de ahí también las prisas por contratar. El precio por oveja oscila entre 1,10 y 1,90, aunque lo normal son 1,40-1,60 en función del animal. En cada una tardan unos 2 minutos.

Ver Comentarios

PALABRAS CLAVE

Recupera variable LOGO:
https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/d02eb2dc-2fcb-4c80-a2f6-a5cfab1e30e3.svg

https://www.lagacetadesalamanca.es/base-portlet/webrsrc/ctxvar/a835bb89-65e8-449c-9619-d30e7c8e74ec.png