17 septiembre 2020
  • Hola

La situación del verano en los mataderos salmantinos por la pandemia

Cerrarán lo mínimo para tareas de mantenimiento | Los breves parones de actividad servirán para revisar las líneas de sacrificio y el resto de instalaciones

07 ago 2020 / 10:33 H.

Los mataderos de Guijuelo y su entorno apenas cesarán la actividad en el mes de agosto en línea con lo que vienen haciendo en los últimos años. Y es que, según las primeras previsiones, hay instalaciones que apenas cerrarán quince días para llevar a cabo labores de mantenimiento y revisión.

Es el caso del complejo de Béjar, donde sólo se cerrarán quince días de agosto para revisar las vías de sacrificio, que hay que hacerlo detenidamente. Otros departamentos continuarán trabajando ya que sigue habiendo actividad, fundamentalmente para la expedición de carne para su consumo en fresco. Otros mataderos no han concretado aún las fechas, pero, como corrobora el gerente de uno de ellos, Luis Picado, siempre hay que hacer revisiones de las instalaciones y se suele realizar en agosto. En condiciones normales, los mataderos de Guijuelo paran sobre todo en la semana de las fiestas de La Asunción, aunque este año no habrá fiestas.

Aunque no haya celebraciones serán los días en los que los mataderos reduzcan la actividad, pero ni el verano nublado por la crisis del coronavirus hará que otras grandes instalaciones cesen la actividad. La crisis es mundial y afecta a las exportaciones, pero se mantendrá el nivel medio de sacrificios de años anteriores. De hecho, para la próxima semana se espera un repunte y así lo indican los datos de sacrificios de los mataderos en el mes de julio. La semana pasada, últimas cifras disponibles, ya se mataron 52.659 animales, más que la misma semana del año pasado, cuando se sacrificaron 52.012.

Eso sí, lo más destacado a día de hoy es la incertidumbre y el temor a un nuevo cierre por posibles repuntes, que podrían suponer mayores problemas para todo el sector.

PALABRAS CLAVE