Borrar
Uno de los cerdos que tendrá que ser sacrificado por las graves heridas del lobo. EÑE
La indefensión de esta ganadera salmantina con el lobo: 35 animales muertos en un mes y sin poder hacer nada

La indefensión de esta ganadera salmantina con el lobo: 35 animales muertos en un mes y sin poder hacer nada

Terernos y cerdos de su explotación, afectados por los ataques

Miércoles, 16 de diciembre 2020, 10:30

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Proteger a los lobos y no proteger al ganado no me parece normal, sobre todo cuando un animal hace tanto daño. La verdad es que la realidad del campo no se conoce y a mí me da mucha pena ver esta masacre”, se lamenta Conchi Hernández.

En el último mes han desaparecido 30 becerros de su finca —Juarros— ubicada en el municipio de Chagarcía Medianero; diez han aparecido muertos, al igual que cinco cochinos y los dos que, gravemente heridos, van a tener que ser sacrificados como consecuencia de las graves mordidas que han sufrido en las patas. Los forestales que han ido a ver los cadáveres no tienen dudas ya que saben que por la zona merodea una manada de lobos. “Nos dicen que los que van por Juarros son mínimo tres y que en la finca de al lado hay hasta ocho”, explica Conchi.

Como reconoce la ganadera antes no eran habituales este tipo de ataques por la zona, pero desde hace 2 o 3 años se han vuelto cada vez más frecuentes y la semana pasada en Juarros, sólo se han librado de los lobos una noche. “Hemos comprado un cañón detonador para espantarlos y los primeros diez o quince días funcionaba pero ahora ya se han acostumbrado y saben que el cañón no les mata. También hemos hecho guardias por la noche pero deben aprovechar cuando nos vamos porque nunca los hemos visto”, cuenta la ganadera.

Conchi también ha sufrido varios intentos de ataque de buitres en lo últimos meses pero sin consecuencias sobre el ganado ya que al ponerse a su lado con el coche ha conseguido espantarlos, así que lo que realmente le preocupa ahora son los lobos que han masacrado a una treintena de becerros sin dejar en muchos casos ni el pellejo: “Ahora con la pandemia está la cosa distinta pero en situaciones normales 30 toros son muchos toros y suponen una cantidad importante de dinero”, ya que Juarros acoge una ganadería de bravo con casi 300 madres más los sementales.

Tras muchos disparos al aire y noches en vela, Conchi sólo quiere que se tomen medidas ya que “hay becerros que han muerto por un solo mordisco así que no es el hambre lo que lleva al lobo a matar”.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios