15 diciembre 2019
  • Hola

El fruto exótico que dos jóvenes han comenzado a cultivar con éxito en Salamanca

En su explotación de Martinamor cultivan frambuesas ecológicas amarillas tras comprobar que es ideal para un clima como el de esta provincia

30 oct 2019 / 11:32 H.

Jesús Cabanillas y Lidia Hidalgo eligieron Martinamor para establecerse y tener su propia explotación y entre todas las vías posibles, estos jóvenes que antes vivía en la capital salmantina eligieron la ecológica y, dentro de ella, la producción de algo tan exótico como las frambuesas amarillas. El motivo es que después de investigarlo comprobaron que era un tipo de cultivo que podía adaptarse perfectamente al clima salmantino.

Así ha sido y ahora que acaban prácticamente de terminar la cosecha de fruto están ilusionado con poder ampliar la superficie dedicada a este cultivo hasta los 2.000 metros porque el resultado ha sido muy satisfactorio.

“Se adapta perfectamente a los climas muy fríos y de altas temperaturas y da dos cosechas, una a finales de primavera y otra después del verano, antes de que comiencen a bajar las temperaturas. Hasta hace dos semanas cuando empezaron las lluvias hemos estado recogiendo las frambuesas. Ahora quedan, pero ya pocas”, señala Jesús.

En cuanto a la comercialización de las frambuesas, se centran ahora en los grupos de consumo y en venta directa al consumidor. Una vez que de cara al próximo año amplíen superficie, su objetivo es ofrecer el producto a restaurantes y comenzar la elaboración de mermeladas ecológicas, algo para lo que ya se está preparando.

Los arbustos que dan estos frutos miden entre 40 y 60 centímetros, se desarrollan durante el primer año y en el segundo florecen y ya dan fruto.

Si no quieren superar esos 2.000 metros de superficie es porque también en la explotación reservan un espacio para un huerto que, entre otros productos ecológicos, dedicarán a la producción de ajos. En un futuro próximo esperan vivir exclusivamente de la explotación.