25 mayo 2020
  • Hola

Crece la cabaña de cerdos y vacas frente a la ‘sangría’ en el ovino

El Ministerio confirma que desde 2015 el censo de vacuno y porcino ha subido un 10% frente a la caída del 12% en ovejas y del 20% en cabras

11 may 2020 / 21:39 H.

Los últimos cinco años en el campo salmantino han servido para confirmar la fortaleza de dos sectores, el del vacuno y el ibérico, y la delicada situación de otros dos, el del ovino y caprino. Así lo confirman las cifras del último censo del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, donde se muestra un crecimiento durante 2019 en las cabañas ganaderas de bovino y porcino frente al declive de ovejas y cabras.

Así, la provincia sigue siendo líder en vacuno donde las 586.202 cabezas con las que contaba al cierre de 2019 la sitúan a la cabeza de toda España, seguida de cerca por las 558.806 de Cáceres y las 448.784 de Lugo, en segundo y tercer lugar. Las cifras de Salamanca muestran un crecimiento del 2% respecto a 2018 y de casi un 10% si se comparan a las de 2015.

Crece la cabaña de cerdos y vacas frente a la ‘sangría’ en el ovino

También el ibérico goza de buena salud en la provincia a juzgar por el aumento de los animales registrados: 580.575 frente a los 538.520 de 2018 (una subida del 7%) y los 524.729 de hace cinco años (+10%).

La otra cara de la moneda sería el ovino, donde los últimos años reflejan la sangría que el cierre de explotaciones ha provocado en el censo. Prueba de ello son los 162.205 animales en los que se ha reducido la cabaña desde 2015 hasta descender a las 362.524 cabezas actuales (-12%). Una situación incluso peor es la que sufre el sector del caprino, donde la caída en los últimos años supera el 20% hasta llegar a los 8.242 ejemplares censados hoy.

PALABRAS CLAVE