La oveja hermafrodita que tiene un radar para detectar ovejas en celo

Es el mejor aliado de los sementales de una ganadería de Garcihernández al localizar a las hembras receptivas y adelantar así las cubriciones

05.04.2018 | 12:44
La oveja hermafrodita que localiza a sus compañeras en celo.

No solo las manchas negras de su cara la hacen diferente del resto de sus compañeras de rebaño. También lo es por tener al mismo tiempo órganos sexuales masculinos y femeninos, una peculiaridad que la convierte, además, en el mejor radar para detectar ovejas en celo.
A sus tres años, es la gran aliada de los sementales de su ganadería, que no le quitan el ojo de encima porque les da pistas sobre las hembras más receptivas. También es una gran ayuda para su propietario, el ganadero de Garcihernández Valentín Rubio, que gracias al instinto sexual que tiene el animal ha conseguido adelantar el periodo de cubriciones.

"En la raza assaf lo normal es que durante estos meses no entren apenas en celo, pero esta oveja lo que hace es detectar a las que sí están receptivas poniéndoselo muy fácil a los carneros", asegura el ganadero.

El "don" de esta oveja para detectar el celo de sus compañeras ha permitido a esta ganadería algo tan fundamental como repartir los partos. "El que se adelanten las cubriciones de algunos ejemplares nos ayuda a que, por ejemplo, no tengamos tantos lotes juntos para ordeño, lo que es muy importante para una explotación de ovejas de leche", explica.

Reconoce también que esta forma de adelantar las cubriciones en su explotación es además "100% natural" y por ello mucho mejor que otros sistemas habituales para programar el celo, como el de introducir en el animal una esponja impregnada con una hormona durante varios días. "Es verdad que este tipo de métodos te asegura siempre el celo de las ovejas a los tres días, pero no tienen nada de natural".

El productor asegura que, aunque las ovejas hermafroditas no son nada habituales, ha visto alguna más en sus años de ganadero. "Por fuera tienen órganos femeninos y por dentro están los masculinos, que incluso se notan si palpas la zona de las ubres", explica.

La peculiar oveja se ha ganado a pulso un lugar especial en esta explotación de Garcihernádez, donde ahora convive con 900 ejemplares de raza assaf, aunque la previsión del ganadero es ir reduciendo su número hasta quedarse con 200 animales a final de año.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente
 
 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies