ATRACO EN LA ESTACIÓN DE SERVICIO DE ALDEANUEVA DE FIGUEROA

La empleada de la gasolinera donde se produjo el atraco: "Sentí que iba a pasar algo"

Los atracadores de la estación de servicio que el miércoles protagonizaron la espectacular persecución, una pareja de franceses, han ingresado en la prisión de Topas

13.10.2017 | 04:45
El robo tuvo lugar en la zona de aparcamiento, junto a la cafetería, de la estación de servicio de Aldeanueva.

"Todo ocurrió rápido, como en unos diez minutos y afortunadamente quedó en un susto". Es la conclusión con la que se quedan los afectados por el robo perpetrado por un hombre y una mujer el pasado miércoles en la estación de servicio de Aldeanueva de Figueroa, situada en el kilómetro 214 de la A-62.

El objetivo de los atracadores era huir y solo querían conseguir un vehículo con el que escapar, por lo que no dudaron en asaltar a una de las trabajadoras que terminaba su turno y se dirigía a su coche. "Serían sobre las cinco menos veinte de la tarde cuando salí y vi a una pareja con un perro. No sé por qué, pero me dio mala sensación y sentí que iba a pasar algo, porque, aunque por aquí pasa mucha gente que va a Portugal o a Salamanca, cuando nos ven salir preguntan para que los llevemos y estos estaban por aquí merodeando desde las 12.30 o así", relata la joven.

La empleada de la gasolinera asegura que su presentimiento fue lo que evitó que ocurriera algo más grave. "Al entrar en el coche vi cómo ella le hacía un gesto al hombre señalándome. Entonces cerré rápido las puertas y él metió parte del brazo por el hueco de la ventanilla. No sé cómo reaccioné así, pero le empujé la mano hacia fuera, arranqué y mientras él fue a la puerta de atrás para ver si estaba abierta, aceleré y salí sin mirar atrás".

"Nerviosa y asustada" por lo que le había pasado, llamó a sus compañeros para avisarles y que tuvieran cuidado, pero el atracador no dio tregua y ya se había llevado el coche del compañero que estaba trabajando, tras obligarle a punta de navaja a que le diera las llaves, momento en el que le hizo un pequeño corte en el dedo.

Posteriormente, 100 kilómetros de huida a gran velocidad por la A-62 con la Guardia Civil pisándoles los talones hasta que los susodichos, de origen francés, se estamparon contra otro vehículo y fueron detenidos. Fuentes cercanas al caso han informado a LA GACETA que ambos ya han ingresado en la prisión de Topas hasta que se celebre el juicio en el que serán juzgados por al menos los delitos de robo con violencia e intimidación y conducción temeraria.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Pueblos de Salamanca
 
 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies