TRIBUNALES

El 'maltratador de la maza' rechaza declarar en el juicio contra él por vulnerar en 33 ocasiones el alejamiento de su exmujer

F.J.G.B. se enfrenta a un año de cárcel que le pide el fiscal por un delito de quebrantamiento de condena continuado

25.01.2017 | 12:26
F.J.G.B., en una imagen de archivo.

El juicio contra el hombre que en marzo de 2004 hirió gravemente a su exmujer a golpe de maza en su casa de Terradillos, F.J.G.B., ha quedado visto para sentencia después de que el acusado se negara a responder a las preguntas de las partes y el fiscal mantuviera su petición de prisión. El juicio hubo de ser aplazado el pasado mes de noviembre, ante la incomparecencia de un testigo que la Fiscalía consideró en aquel momento clave, un trabajador del centro Cometa.

El Centro Cometa, un servicio dependiente del Ministerio de Sanidad y que se relaciona con los órganos judiciales, es precisamente el encargado de alertar de las incidencias con las pulseras anti-maltratadores. La comparecencia de este testigo resultaba de gran importancia para analizar por qué el acusado ha incurrido en nada menos que 33 vulneraciones de la orden de alejamiento de su exmujer, que por un periodo de cinco años le impuso la Audiencia Provincial a su salida de prisión tras cumplir la condena por intentar asesinarla.

Sin embargo, en la mañana de este miércoles el propio fiscal -otro distinto al que acudió al juicio en su primer señalamiento- ha renunciado a su declaración al estimar que los únicos datos que podía aportar son de carácter general, de manera que de ellos no se podría concretar si hubo o no intencionalidad por parte del acusado de quebrantar la orden de alejamiento de su exmujer, que es de 500 metros.

Por su parte, la defensa renunció igualmente a la declaración de la propia víctima, que de nuevo volvió a ser citada a juicio, tras aportar una sentencia anterior en la que su cliente resultó absuelto por similares hechos. En la misma, según informan fuentes del caso, el juzgado que llevó el caso entiende que la zona de exclusión -el perímetro de protección de la mujer, marcado por el alejamiento de 500 metros- es móvil, de manera que si es la propia perjudicada la que en algún momento modifica la zona de exlusión -es decir se acerca a menos distancia de la marcada judicialmente-, el acusado no puede hacer nada.

F.J.G.B. se enfrenta a un año de cárcel que le pide el fiscal por un delito de quebrantamiento de condena continuado, debido a la frecuencia de las alertas emitidas por su pulsera GPS, 33 en apenas cuatro meses: 10 porque el centro de control no conseguía contactar con él -durante periodos de 20 minutos y hasta de 10 horas- y 23 por su entrada en el perímetro de seguridad de víctima.

012: Tel. de inf. a la mujer CyL

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Pueblos de Salamanca
 
 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies