EN MIAMI

Un salmantino en el ojo del huracán Irma

Hace medio año que Rodolfo Solís se trasladó de Salamanca a Miami Beach | En un piso de la avenida Collins espera a Irma

11.09.2017 | 04:45
Imagen de Miami y de Rodolfo Solís.

Rodolfo Solís De Moura está viviendo el paso del huracán Irma por Miami solo en su casa situada en un sexto piso de la avenida Collins, en Miami Beach. Aunque asegura que no tiene miedo, no puede ocultar su inquietud ante lo desconocido.

Natural de Rosario (Argentina), aunque residente en Salamanca desde el año 2013 -en Doñinos sigue viviendo su esposa- Rodolfo Solís De Moura lleva solo seis meses afincado en Miami, así que será la primera vez que se enfrente a una situación de este tipo. "Ahora mismo no tengo miedo, veremos cuando llegue", comenta a solo una hora de que el huracán Irma toque suelo en Miami y explica esperanzado: "Por suerte, se desvió mucho al Oeste, así que parece que no va a pasar por el centro de Florida. Yo vivo cerca del mar, por lo que si viniera como se pensaba al principio, sería muy peligroso".

Rodolfo está refugiado en su casa mientras los vientos huracanados de más de 140 kilómetros por hora sacuden Miami, derribando los árboles que después arrastra la intensa lluvia que inunda las calles. "La mayoría de la gente se ha ido al norte o a centros de evacuación, yo me he quedado y he tomado las medidas de precaución que recomiendan: cinta en las ventanas y me aprovisioné de agua y alimentos. Por suerte, donde vivo no se ha cortado la luz como sí ha pasado en otras zonas de Miami, así que tengo aire acondicionado e internet, aunque tengo también un equipo portátil de baterías por lo que pueda suceder", cuenta el entrenador de fútbol procedente de Salamanca.

Rodolfo Solís trabaja en el club de fútbol que Boca Juniors tiene en Miami Beach, antes fue entrenador de diversos equipos en Argentina y Salamanca (Santa Marta y el Doñinos), y desde el martes, cuando se produjo el aviso, ya no ha ido a trabajar. "Desde el martes, los supermercados comenzaron a vaciarse y echar gasolina suponía esperar más de cuatro horas. El viernes todo ya estaba cerrado", señala y reconoce que su familia en Argentina y Salamanca está muy preocupada aunque él trata de restar importancia a la situación e insiste: "Por suerte, parece que no va a pegar de lleno, aunque habrá que esperar y confiar en que solo nos toquen los coletazos del huracán".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies