NAVIDAD

La otra Nochebuena

Cáritas, los Sagrados Corazones y los Misioneros Amigos del Silencio acompañaron a las personas con más dificultades en un día tan especial

26.12.2014 | 04:45
Cena en el Padre Damián. | Barroso
Cena en el Padre Damián. | Barroso

La Casa de Acogida Padre Damián podía confundirse la tarde de Nochebuena con un hogar cualquiera. Este edificio gestionado por Cáritas con la colaboración de las hermanas de la congregación de los Sagrados Corazones es un lugar donde las personas tienen la posibilidad de cambiar aquello de su vida que les coloca en una situación de exclusión. “El centro de acogida, funciona como una casa y, como tal, vivimos la Navidad. Hacemos exactamente lo mismo que en cualquier otra casa con la diferencia de que el ambiente cuesta un poco más levantarlo”. Y como la gran familia que procuran ser, 27 residentes celebraron la Nochebuena en compañía con dos educadores de la casa y de dos voluntarios.

Pero no solo Cáritas y los Sagrados Corazones trabajaron para que las personas con problemas pudieran vivir la Navidad: los Misioneros Amigos del Silencio también repartieron menús navideños a las familias y organizaron una comida con el obispo de la Diócesis de Salamanca para aquellas personas que no tenían con quién celebrar la Nochebuena. Voluntarios y personas que residieron en la casa de acogida recalaron en el salón para compartir un rato de la tarde con los residentes. “Es una tarde muy bonita, da sentido a lo que hacemos. Hay personas que pasan por aquí, que en un momento les sirvió y que ahora llevan una vida autónoma”, confiesa Almudena. A la guitarra, las hermanas de los Sagrados Corazones lideraron un recital espontáneo de villancicos tradicionales con mucha intención. Y es que, el buen ambiente es un aspecto esencial en la rehabilitación de estas personas según Almudena: “En esta casa si hay algo que predomina es la alegría. La risa es una herramienta educativa muy importante, nosotros movemos un tiesto y lo celebramos”.

Después proyectaron un montaje con fotos de actividades y proyectos en los que han participado durante todo el año. Miriam Ozcoidi, hermana de los Sagrados Corazones y voluntaria de la Casa de Acogida asume la necesidad de este sector en el día a día de estas personas no solo en el servicio de las comidas, en el apoyo al estudio o en las gestiones administrativas: “Lo importante es estar con ellos con una sonrisa”.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies