EUROLIGA

Avenida sigue haciendo de Würzburg un feudo inexpugnable: 81-60

El equipo de Miguel Ángel Ortega suma su tercera victoria en Euroliga con una sobresaliente Milovanovic

30.11.2016 | 22:21
Silvia Domínguez entra a canasta.

El Perfumerías Avenida sigue mostrándose intratable cuando de jugar en casa se trata, y eso en Euroliga tiene una importancia capital. No es fácil ganar por 21 puntos a nadie, y tampoco a un Polkowice que demostró ser un duro rival, especialmente cuando haya que jugar en Polonia. El conjunto salmantino fue poco a poco amasando el triunfo y terminó asegurándolo con las armas de casi siempre: una excelente defensa en muchos momentos, la calidad ofensiva personalizada esta vez en Milovanovic y Elonu, y, como un plus que se va a notar mucho a partir de ahora, la incorporación de Erika de Souza.

El choque comenzó con mucha intensidad por parte de ambos contendientes, que tenían claro que el resultado podía marcar parte de su futuro en la competición. En las locales Milovanovic aportaba los primeros puntos y después tomaba el relevo una Givens muy decidida a la hora de irse para dentro y romper la defensa polaca.

Los problemas llegaban cuando mediado el primer cuarto Laura Gil era castigada con la segunda personal, siendo sustituida por Erika de Souza, lo que provocó una gran ovación por parte de la hinchada salmantina. La brasileña, que volvía a jugar en Würzburg, apenas tardaba unos segundos en lograr su primera canasta y poner el 12-6 en el electrónico.

Si el ataque funcionaba bien, no lo hacía la defensa, que permitía dos triples consecutivos de Musina y otro más de Idziorek, aunque Silvia disminuía los daños con otro lanzamiento convertido desde la línea de 6.75.

Poco después, una Erika muy motivada seguía haciendo de las suyas y las postes del conjunto polaco, una de ellas Marija Rezan, que se mostraba muy acertada, solo eran capaces de frenarla con faltas. Con 27-21 finalizaba un primer periodo en el que primó el juego ofensivo para diversión de los espectadores, que llenaron las gradas como la mayoría de los días de Euroliga a pesar de los temores de los dirigentes de Avenida cuando faltaba poco para el comienzo y se veían muchos huecos en las gradas.

Si entretenidos habían sido los diez primeros minutos (aunque seguro que no para los entrenadores), los siguientes tuvieron un panorama muy diferente. Elonu y Silvia volvían a dar a las charras ocho puntos de renta, pero de repente se secó la anotación, llegó la tercera personal de Gil, y el Polkowice aprovechaba para disminuir la diferencia,

De hecho, Marginean puso fin con el 34-27 a casi cinco minutos sin que las locales fueran capaces de anotar en juego, pero Musina volvía a replicar con un nuevo triple. Tuvo que aparecer Milovanovic para volver a dar puntos a las suyas, dos de ellos demostrando que había aprendido de la capitana, con solo 2 segundos de posesión, para sacar de fondo sobre la espalda de una rival y aprovechar para anotar. Y así, con 42-38 se llegaba al descanso, con nada decidido.

Eso parecía, al menos hasta que Milovanovic y Silvia se empeñaron en que no fuera así, con un triple cada una que ponía a Avenida 10 puntos arriba: 50-40. Atrás se mejoraba también y el partido comenzaba a encarrilarse. Máxime, cuando se lograba dar el balón cerca el aro a Erika de Souza, toda una garantía, bien distinto de lo que estábamos acostumbrados a ver en las últimas temporadas, con fallos imperdonables. Por si fuera poco, Milovanovic seguía intentándolo desde el exterior a pesar de algún fallo y, con un nuevo triple, elevaba la renta hasta los 13 puntos.

Ahora ya sí que parecía que el encuentro estaba sentenciado, a pesar de los intentos de los árbitros por evitarlo, con algunas faltas señaladas a las charras muy dudosas y una a la estrella serbia inexistente. Con 59-48 se entraba en el último acto y todavía habría que esperar.

No mucho, la verdad, porque primero Laura Gil y después Elonu con una acción de 2+1 ampliaban la ventaja para las locales y con el 64-48 del minuto 31 el compromiso parecía haber quedado visto para sentencia.

El Polkowice intentó acercarse con dos triples desde el mismo sitio de la otra ex de Avenida, Mariona Ortiz, y Musina, pero Milovanovic, siempre ella, volvía a aparecer con otros tres puntos para finiquitar cualquier esperanza polaca.

Por si fuera poco, en este último cuarto encontró en Elonu una socia perfecta para machacar la defensa visitante y el encuentro terminó con un claro triunfo para las de Miguel Ángel Ortega por 81-60, la diferencia más amplia de todo el choque.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies