El regreso de Adares

27.12.2017 | 04:45
Santiago Juanes

La guerra en Líbano dejó en su capital, Beirut, muchas cicatrices aún visibles y una "línea verde", hoy avenida, que separaba el este cristiano del oeste musulmán. El nombre le viene de la hierba que creció salvaje en ella porque nadie pasaba por allí por miedo a los francotiradores. La historia recuerda mucho a la de nuestro Corrillo de la Yerba, donde esta crecía de la misma manera porque nadie de los bandos enfrentados en la ciudad lo pisaba por si acaso. A un lado, el bando de San Benito, a otro el de Santo Tomé, con sede en Los Bandos, una denominación que ya sabemos de dónde procede. Siglos más tarde, la afición a fumar porros en el Corrillo recuperó para este el viejo nombre de Corrillo de la Yerba, pero ya por otros motivos.
El Corrillo tiene muchas historias y espacios que merecerían un libro donde encajaría el nombre de Adares, seudónimo del poeta Remigio González Martín. A, de adelante; D, del dolor del parto; A, de amor; R, de Remigio; E, de España, y S de Salamanca. Era salmantino, de Anaya de Alba, donde había nacido a principios de la década de los años veinte; descubrió la poesía en Francia, a donde emigró con su familia; y se estableció en el Corrillo con sus poemarios expuestos, que firmaba a paisanos y forasteros, en sus últimos años con la dificultad del párkinson. Llegó a formar parte del paisaje corrillero con su gorra y su barba blanca. Fue un poeta de la calle y la intemperie, donde echaba gran parte del día, y donde fraguaba aquellos poemas tremendos que escribía. La expresión "tremendos" se la debo a Paco Novelty y la hago mía porque cualquiera que haya leído alguna de sus poesías sabe muy bien que le encajan.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies