Un mundo sin

04.09.2017 | 04:45
Un mundo sin

La Real Academia precisa así la noción de distopía: "representación ficticia de una sociedad futura de características negativas causantes de la alienación humana". La definición no está mal, pero no acierta del todo: restringe abusivamente el concepto al remitirlo a contextos futuros. Tal vez porque los académicos, al proponerla, pensaron solo en los casos más típicos de distopía: el prototipo es "1984", de Orwell, aunque hay ejemplos mucho más recientes (como ´Los juegos del hambre´ de Suzanne Collins).
También pueden etiquetarse como distópicas las fantasías sobre situaciones del presente (siempre que sean infaustas, claro). Suelen proponerse como ilustraciones de estas distopías del presente escenarios trágicos. Este es uno de los más frecuentados ejemplos: ¿cómo sería en la actualidad nuestro mundo occidental si la Alemania de Hitler hubiera ganado la II Guerra Mundial? El lector recordará más de una novela, película o serie de televisión cuya trama se desarrolla en ficciones tenebrosas.
Me permitirán que, recién llegado de mis vacaciones veraniegas, modere el tono. Formularé preguntas más triviales, aunque mis temores no serán menos inquietantes.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies