Ciberfatiga

03.09.2017 | 04:45
Román Álvarez

Los ciberadictos proliferan por doquier. Constituyen una gigantesca hermandad con ramificaciones en todos los ámbitos sociales. Una curiosa variedad es la de los llamados "goldfarmers" o ciberesclavos, muy extendidos y arraigados en China, donde miles de jóvenes pertenecientes a ese tipo especial de "granjeros" se pasan horas sin cuento creando por cuatro perras juegos "online" en los que pueden participar contendientes de cualquier país. En esos juegos se diseñan y "ganan" objetos virtuales que luego se revenden a otros jugadores mediante una economía también virtual. Son los "videojuegos de rol multijugador masivos en línea" (MMORPG en inglés) que antes o después aparecerán en consolas y en todo tipo de pantallas repartidas por el mundo. La capacidad adictiva de estos chismes ha sido tal que se dice que el gobierno chino ha llegado a imponer restricciones a estos videojuegos para que ningún usuario pueda jugar más de tres horas seguidas, porque los jóvenes adictos malviven, malcomen y malduermen absortos con sus maquinitas.
Los avances tecnológicos conllevan nuevas ventajas para el progreso y también riesgos, hasta el punto de que ya se ha acuñado un nuevo concepto: el de la ciberfatiga tecnológica, o cansancio ante tanta tensión acumulada por los profesionales de la informática que han de enfrentarse continuamente a novedosas potenciales amenazas. Amenazas que en el caso de muchas empresas se plasman en auténticos fraudes o, cuando menos, en peligrosas irregularidades corporativas.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies