Cuando las barbas de tu vecino veas pelar?

10.08.2017 | 04:45
Pepe Casamar

En Ciudad Rodrigo decir agosto y martes fue desde antiguo sinónimo de abundancia, de fiesta y de festejo, de gentes forasteras –turistas los llaman ahora- llenando las calles, las plazas, los comercios, las fondas, las posadas y las tabernas. Decir en Ciudad Rodrigo martes en agosto era decir la alegría que daba la bonanza que colmaba los cajones de las perras de todos los negocios, grandes, chicos y medianos. Martes y agosto ¡ahí es nada! cuando los comercios, todos, no cerraban ni para comer; cuando la comarca entera se volcaba en la Ciudad para mercar todo lo necesario para mejorpasar los largos inviernos en la Europa rica y fría adonde muchos comarcanos del oeste del oeste de la provincia emigraron en busca de una vida más llevadera; cuando desde casi el Cruce hasta el glacis del foso entre las puertas del Conde y de Amayuelas se llenaban de vacas y terneros€ ¡qué inolvidable e irrepetible imagen!
De aquello a ahora han pasado muchas décadas pero hoy, mutatis mutandis, decir agosto es martes en Ciudad Rodrigo viene teniendo el mismo significado que entonces: decir agosto es decir Martes Chico, el día primero del mes, y Martes Mayor anteayer, el uno en el populoso Arrabal de San Francisco y el otro en el recinto amurallado, ambos dos espléndidos en todos los aspectos.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies