La vaina se echó a perder

04.08.2017 | 04:45
Miguel Cid

Los acontecimientos en Venezuela han llegado a una situación dramática y sin retorno en la que la espiral de violencia se agrava por momentos.
Las noticias que nos llegan del país caribeño no admiten dudas de que la dictadura impuesta por Maduro es cada vez más férrea, lo que provoca reacciones de repulsa no sólo dentro del país sino en todo el mundo democrático, salvo las excepciones ya conocidas de Rusia, China, Cuba y pocos más y, naturalmente, de nuestros podemitas por si había alguna duda de su verdadero talante.
Uno, que ha tenido ocasión de visitar un país tan bello y acogedor, siente verdadera lástima al comprobar la destrucción creciente a que está siendo sometido. Su inseguridad, su falta de alimentos y productos básicos y un largo etcétera de carencias que hacen insoportable la vida dentro de él para una población desesperada y al borde de la tragedia.
La atractiva Venezuela de Los Roques, Isla Margarita, Canaima, etc., que visitábamos millones de turistas, se está cerrando al mundo y aislando día a día. ¿Quién va a querer viajar a un país en bancarrota y sin orden ni concierto?.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies