Un PP diferente al de Herrera

02.04.2017 | 04:45
Julián Ballestero

Desde ayer el Partido Popular de Castilla y León ya no es el mismo. No lo es desde que Alfonso Fernández Mañueco ganó las primarias por aplastamiento de su rival Antonio Silván, pero hacía falta que ese cambio quedara patente ante los ojos de los militantes y esa mudanza se hizo carne en el transcurso del congreso regional con la unción del salmantino a manos de Mariano Rajoy, María Dolores de Cospedal, Soraya Sáez de Santamaría y Fernando Martínez Maíllo, amén del 91% de los compromisarios.
El apoyo y el cariño de los cuatro que mandan en el Gobierno y en el PP nacional hacia Mañueco ha de servir sin duda para que unos cuantos descreídos entre los altos cargos del partido y de la Junta tomen conciencia de que algo sustancial ha mutado en la cúpula de la formación en Castilla y León. Que no han ganado dos, sino uno, y que ese uno cuenta con toda la legitimidad y el aliento de Génova y Moncloa para marcar un rumbo diferente, que no contrario, al de su antecesor Juan Vicente Herrera.
El nuevo presidente de los populares en la Comunidad ofreció en su discurso de aceptación (plagado de lugares comunes y un tanto casposo en sus referencias históricas) las primeras pinceladas de esa transformación, que no se limitará a profundizar o mejorar las líneas de actuación marcadas por su predecesor.
Para empezar, el PP de Fernández Mañueco se va a forjar de abajo hacia arriba, partiendo del trabajo de los concejales, los diputados provinciales y las direcciones del partido en las nueve provincias.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA en Orbyt y Kiosko y más

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies