Los derechos de una niña

17.01.2017 | 04:45
Marta Robles

No sé si han reparado ustedes en el caso de la niña de tres años, apuñalada por su padre, el ex recluso Stylianos Messinezis, pareja de la etarra Sara Majarenas. Además del horror y la incomprensión inevitables al escuchar el relato de un padre clavándole un puñal en la espalda a su propia hija „que por cierto, por fortuna no ha muerto, aunque permanece ingresada en cuidados intensivos del Hospital La Fe de Valencia, y estable, dentro de la gravedad„, la historia, no sé a ustedes, pero a mí, me invita, cuando menos, a la reflexión. Sobre todo porque, estos padres "amantísimos", que se conocieron en la cárcel, "condenaron" a su hija a vivir encerrada al menos hasta los tres años.
La menor pasó por cuatro cárceles distintas acompañando a su madre en su condena. Ambas vivían en un módulo especial para madres, tal y como prevé la Ley, hasta que la niña cumpliera los tres años, momento en el cual tendría que abandonar la prisión y pasar a vivir con su padre, ya libre tras haber cumplido su propia pena por asuntos de drogas. Al parecer, el desencadenante de la furia del progenitor pudo ser que los padres de su pareja, que viven en San Sebastián, le expresaron sus deseos de pedir la custodia de la niña. Y él, simplemente, no lo soportó y en vez de enfrentarse a sus "suegros" o tirarse al río, ahogó su frustración en la sangre casi mortal de su propia hija.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies