El barrio más grande de Zamora

13.01.2017 | 04:45
Susana Magdaleno

Cuando parecía que las ferias de Fitur o Intur eran los grandes ´ganchos´ para convertir a una ciudad en atractiva y, por lo tanto, en potencialmente visitable, resulta que el gran "pelotazo" no está en los monumentos, tampoco en la gastronomía... sino en la rapidez que tengan los funcionarios de la Comisaría en expedir el DNI o el pasaporte.
A mayor prontitud, más visitas a la ciudad, y si no que se lo digan a Zamora, que en los últimos tiempos no para de recibir a salmantinos con necesidad de renovar o expedir estos documentos.
La clave de este nuevo "turismo" la tiene el Ministerio del Interior, que ha conseguido que no sólo sea Salamanca la única ciudad en la que viajar se ha convertido en una necesidad para sus habitantes, sino que se trata de una "receta" que comparten una treintena de desafortunadas urbes españolas. En la mayoría de ellas se vive desde el verano un colapso que lleva a los ciudadanos a solicitar hoy el DNI y tener cita para dentro de dos meses, 55 días en el caso de Salamanca.
Al parecer se atienden los casos urgentes, pero la mayoría de los que necesitan de forma urgente el DNI tienen que viajar a Zamora, Fuentes de Oñoro o Béjar, o acudir a primera hora a la Comisaría de Policía Nacional de Salamanca por si falla alguno de los que tuvieran cita. De hecho, en verano las esperas de ciudadanos que no tenían reserva previa comenzaban a las siete de la mañana.
El colapso, según Interior, se soluciona fácilmente: mirando con tiempo el DNI o el pasaporte y pidiendo la cita 90 días antes de la fecha de caducidad de estos documentos. Es decir, que todo marcharía bien si el ciudadano fuera previsor y, ya puestos, sin duda iría mucho mejor si dentro de esos 90 días de margen en los que tendrían que solicitar la cita, los afectados fueran tan amables de organizarse en grupos de WhastApp para coordinar la petición de citas, no coincidir así en sus días de preferencia y permitir que el tiempo de espera fuera el previsto por Interior. También sería ideal que nadie perdiera el DNI o el pasaporte y, por supuesto, si no existieran robos de documentos.

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies