Teatro político

24.10.2015 | 04:45
José Antonio Bonilla
José Antonio Bonilla

En agosto de 1.939 Hitler se pasea solo por las calles de Varsovia. Los ciudadanos lo miran atónitos, aterrorizados, se preguntan: ¿Cómo puede ser? Una niña se acerca al Führer, ante el asombro del público, le ha dicho: ¿Me da su autógrafo señor Pronski? Todos respiran aliviados al saber que era un actor caracterizado. Así comienza la película de "Ser o no ser" de Lubitsch. En Cataluña se viven unos momentos varsovianos. El señor Mas es un fantoche que se salta sin manos la Constitución y las leyes. Sabe hacerse la victima como nadie, y las provocaciones le salen gratis. Si algún día se produce el milagro de que alguien lo desenmascare y lo ponga en su sitio, en una compañía teatral.
Rafael Alberti escribió teatro político. En "Fermín Galán" (1931) exalta a los héroes de la república. En Molinillo se representó esta obra en el corral de mi abuelo. El ambiente se va calentado, a medida que avanzaba la obra. Los versos en que dice la Virgen pidiendo armas para defender la republica. El autor remeda y exagera la jota de la Guerra de la Independencia: "La Virgen de Pilar dice/ que no quiere ser francesa/ que quiere ser capitana/ de la tropa aragonesa".

Lea el artículo completo en la edición impresa de LA GACETA

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies