LUTO

Suárez ya descansa en Ávila

El opispo de Ávila pide "seguir el camino" de quien unió las dos españas

25.03.2014 | 18:46
El féretro, a su llegada a la Catedral de Ávila. | EP
El féretro, a su llegada a la Catedral de Ávila. | EP

El féretro con los restos mortales del expresidente Adolfo Suárez ha accedido a la plaza de la Catedral de Ávila por el Arco del Peso de la Harina a las 13.50 horas mientras las campañas doblaban por el que fuera el primer presidente de la Democracia.

Los aplausos de los abulenses han estado presentes a lo largo de todo el recorrido y se han intensificado cuando el féretro han sido sacado del coche fúnebre y cargado a hombros por los policías locales, mientras sonaba el Himno Nacional interpretado por la Banda de Música de Ávila.

El féretro ha sido recibido a las puertas de la Catedral por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, el de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, y el alcalde de la ciudad, Miguel Ángel García Nieto.

Tras concluir el Himno los abulenses han vuelto a romper en aplausos y han lanzado gritos de "bravo, bravo".

El primer presidente de la Democracia, nacido hace 81 años en el municipio abulense de Cebreros, será enterrado en el Claustro de la Catedral, junto a los restos mortales de su mujer, Amparo Illana, que fueron exhumados ayer de la capilla de Mosén Rubi, donde recibieron cristiana sepultura en 2001, tras morir a consecuencia de un cáncer de mama.

Fue el propio Adolfo Suárez quien tras fallecer su mujer manifestase por doble carta, dirigidas al Cabildo de la Catedral y al entonces obispo abulense, su deseo de ser enterrado en la Seo abulense, lo que fue aprobado por el Obispo y refrendado por el Cabildo mediante votación.

Al llegar el féretro a la Catedral, una multitud de ciudadanos, que se ha agolpado en las inmediaciones, ha roto en un sentido y solemne aplauso a quien fue uno de los impulsores de la Democracia y un vecino ilustre de esta ciudad.

SEGUIR SU CAMINO
El obispo de Ávila, Jesús García Burillo, ha aseverado que es "bien merecido" seguir el camino que trazó quien logró la reconciliación de las dos españas "tras años de odio y enfrentamiento" y de quien hizo de dos pueblos uno solo, en referencia al primer presidente de la Democracia y artífice de la Transición, Adolfo Suárez.

Así lo ha puesto de manifiesto García Burillo durante la homilía que ha pronunciado en la Catedral de Ávila durante el funeral por el eterno descanso del expresidente Adolfo Suárez, cuyos restos reposarán en un claustro de la Catedral junto a los de su mujer, Amparo Illana, quien falleció víctima de un cáncer en 2001.

La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155
Aviso legal  |  Política de cookies