FIESTAS

La lluvia desluce el último encierro de novillos

Las peñas aguantaron hasta el final de la capea popular tras una larga noche de fiesta

30.08.2017 | 12:46
Un momento de la capea popular.

La última jornada taurina celebrada el domingo en Alba que quedó deslucida por la lluvia que comenzó justo a caer al inicio del encierro de las ocho de la mañana. Tras cumplir con el ritual del reparto de chocolate con churros calientes, que sirvió para templar el cuerpo de los que habían pasado toda la noche sin dormir, se procedió a dar la salida a los novillos. Las peñas aguantaron el tirón hasta después del encierro y la capea que tuvo lugar en la plaza de toros.
La lluvia hizo que muchos decidieran no correr más que detrás de los astados por lo que el último encierro fue rápido, sin incidentes y con los corredores muy adelantados de los toros.

Después llegó el turno de la capea popular. La charanga animó hasta la extenuación a una plaza en la que los mozos fueron prudentes con los novillos más grandes, que les hicieron correr en los recortes. Las vaquillas sí dieron más juego a los mozos a excepción de la primera, que decidió quedarse quieta en el centro de la plaza de toros y ni los cabestros conseguían que saliera del coso a pesar de que los sacaron hasta tres veces a buscarla.

El festejo transcurrió sin heridos y sin sustos para los corredores que despidieron los toros en la villa ducal hasta la próximas fiestas de octubre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
 
La Gaceta de Salamanca On-line Modif.
© Grupo Promotor Salmantino, S.A.
Avenida de los Cipreses, 81. 37004 Salamanca (SALAMANCA).
Tlf: 923 125252 Fax redacción: 923 256155 Fax admon. y publicidad: 923 258404
Aviso legal  |  Política de cookies